Saltar al contenido

4.167. Ignacio Colón Torrent. Presenta mañana su libro de relatos ‘Mis Mundos Menores’

Madrid, El Puerto y Sevilla. Ignacio Colón Torrent se ha placeado ya por la capital de España, mañana lo hará en la de su tierra, El Puerto de Santa María y la semana próxima en la capital andaluza, para presentar su libro de relatos ‘Mis Mundos Menores’. La cita es mañana, a la hora de una copa de vino bien hablada: las 12 del mediodía en la Sala Fundación Osborne (Bodega de Mora) en el número 7 de la calle de los Moros. | En la imagen, Ignacio leyendo en la playa el ensayo "Walt als Wille und Vorstellung", de Arthur Shopenhauer.

El libro que presenta Ignacio Colón consta de 120 relatos que se distribuyen en capítulos correspondientes a los 12 meses del año. Cada mes comienza con una descripción personal del periodo que se relata, y al que acompañan 9 narraciones de distinto géneros: poesía, prosa poética, historias muy del gusto de D. Pedro Muñoz seca, reflexiones y así hasta 120 relatos de amor, desamor, música, el Sur del Sur como concepto de filosofía de vida, arte, recuerdos, nostalgia, ciudades...

Ignacio Colón Torrent nació en El Puerto de Santa María el 28 de octubre de 1961. Mal año para la cultura en El Puerto: los novicios y estudiantes --que ocupaban el edificio del Colegio San Luis Gonzaga-- se llevaron a Córdoba consigo los fondos de la Biblioteca del citado colegio-noviciado, dejando las estanterías que hoy contienen el Archivo Histórico Municipal.

Nuestro novel escritor es boticario, abogado y graduado en Historia, además de articulista de opinión política --al que algunos tildan de muy ácido-- desde el año 2014. Fue concejal en la candidatura del Partido Popular, como Delegado de Medio Ambiente en el gobierno de Enrique Moresco, entre 2007 y 2008, cargo del que dimitió en abril de 2008. La política que conoció, en sus palabras: “no se ajustaba al concepto de servicio público que tenía. Hice lo que consideré más honesto, dimitir, verbo que no saben conjugar los políticos

2.228. JOSÉ IGNACIO COLÓN TORRENT. Farmacéutico y Abogado.

 

Una importante fuente de su inspiración es su tierra: El Puerto de Santa María, cuña de genios de la literatura como Rafael Alberto o Pedro Muñoz Seca, cuya convivencia en armonía inspiran al autor, tanto una mirada poética hacia su interior, como una mirada llena de fina ironía que impregnan de diversas emociones, sus relatos.

En cada capítulo he dejado como último relato el que creo más emocionante. Todos los relatos tienen algo de mí, o los he vivido, o los he ensoñado. Es un libro de emociones y sentimientos en el que yo soy un narrador que cuenta historias y que intenta describir escenarios para que el lector los haga suyos, o comparta algunas cosas de las que describo. En fin, creo que es un libro que gustará: eso espero y eso deseo.”

Avanzamos el prólogo de la obra

Recorreremos un año de mis mundos menores como el que camina una vida al acogedor abrigo de paisajes construidos con palabras impregnadas de deseos, sentimientos, pasiones, emociones y belleza

Asistiremos a la sucesión de las estaciones y con ellas el tiempo desplegará toda la gama de colores de su paleta cromática, desde las pálidas y frías tonalidades del invierno, a la explosión de luz y color de la primavera, el luminoso y cálido verano, el sempiterno y gris otoño.

Viajaremos impulsados por las ganas de conocer más allá de los horizontes, a aquellos lugares que han dejado una huella en mis sentidos y que siguen siendo parte de mí mismo, como un pasaporte del alma o un salvoconducto del espíritu, mares lejanos, islas remotas, ciudades a las que siempre quiero volver.

Exploraremos el Sur del Sur, un trozo del paraíso, imposible de describir con palabras corrientes, cuya piel milenaria se ha dorado durante siglos por un sol que acaricia con amabilidad, su juegos de luces sublimada por alardes cromáticos que suspenden el tiempo, en el que los amaneceres son prometedores y los atardeceres únicos, en cuyas playas infinitas se aprende a amar la mar y en el que finalmente, llevados de la mano de las emociones, se encuentra el refugio definitivo de la belleza.

Vibraremos con la música de los instrumentos, las melodías y armonías que me han acompañado en la partitura de mi vida. Sonarán compases que nos transportarán a la gran ópera del tiempo, trovadores que nos narrarán sus historias con las mejores canciones, al pop que nos traerá de vuelta la juventud o a los boleros que nos devolverán a los seres queridos.

Jugaremos con las palabras y con los versos, con cada adjetivo y cada verbo. Serán los elementos que harán vibrar las cuerdas del alma, los medios a través de los cuales pretenderé aspirar a la sublime belleza,  a desencadenar sentimientos, a avivar las pasiones, a convertimos en pura emoción.

Transitaremos las páginas como jornadas placenteras, donde las bellas artes serán nuestras compañeras. Escucharemos hablar a los monumentos de otro tiempo en cada párrafo, conversaremos con los poetas verso a verso, deliberaremos con los maestros de la pintura con cada trazo de color, en cada luz y cada sombra. Revisitaremos a los genios del celuloide deteniéndonos en un fotograma como instantánea y lúcida iluminación del alma. Conviviremos con todo aquello que establece un diálogo íntimo con la creatividad y la imaginación.

Cuestionaremos el paso del tiempo, cuál es nuestro destino, hacia dónde van los momentos perdidos, cuál es el sentido de la vida. Todas esas preguntas rondarán las páginas y serán el latido de un alma que no se cansará de buscar respuestas y formulará nuevas preguntas.

Viviremos momentos para la risa y el esparcimiento, para la necesaria frivolidad que nos ayudará a aliviar el peso de vivir. Pero también habrá instantes reservados para el recogimiento y la reflexión, para pensar en la nostalgia y en la melancolía.

Sentiremos, por encima de todo, el amor y sus laberintos, intentaremos desentrañar el sentido último del corazón, los misterios de los sentimientos, la importancia de que nuestros latidos nunca dejen de sonar, que nuestro espíritu no cese de anhelar. Viviremos a manos llenas, no escatimaremos a la hora de compartir los placeres, las emociones, los sentimientos, la belleza en definitiva.

Profesaremos la pasión sin reservas, nos entregaremos a cuerpo perdido sin pensar ni por un momento en que no se puede alcanzar la intensidad y vivir en el deseo consumado. Seremos víctimas felices porque nos enamoraremos en cada esquina del aire, en cada golpe de brisa que nos cautive.

Invitaremos al desamor a esta fiesta de las palabras, un invitado que paseará su dolor con la esperanza de encontrar un consuelo en las frases y los versos con el propósito firme de buscar hasta la última oportunidad para resucitar de las sombras. Habrá un sentimiento consciente que arañará el corazón y nos hará sentir dolorosamente vivos.

Regresaremos al inicio, donde todo empezó, el lugar del que venimos y al que queremos volver, todo aquello que llevamos en el corazón y de lo que no nos podemos desprender porque forma parte de nuestra más íntima esencia, esos mundos menores que nos describen sin que nosotros digamos una sola palabra de nosotros mismos, ese retrato que al final queda dibujado sobre la página aproximándose lejanamente a aquello que somos o queremos ser.

Acompañaré tus pasos en cada una de las páginas que nos esperan, tendiéndote mi invitación a que recorras de mi mano un camino hecho con palabras en el que podrás detenerte en cada recodo de los instantes y las emociones que la vida me ha regalado.

 

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
error: Alerta: Este contenido está protegido