107. COLEGIO DE LA PESCADERÍA.

colegiolapescaderia_2_puertosantamaria

La fotografía está tomada hace 30 años: el 17 de junio de 1978. Se homenajeaba a Paquita Aquino, que aparece sonriente con una placa, en la parte derecha de la fotografía a las puertas del Colegio de la Pescadería.
La reunión está integrada de izquierda a derecha: El primero es desconocido, Juan Luis Perles, Giner Manuel Moreno Romero, desconocido, Luis Benjumeda Osborne, José Luis Jiménez Ruíz “Cote”, desconocido, Ricardo Araque, Fernando Pasaje, Juan Carlos Gutierrez Colosía, Pancho Rábago Vega,  Luis Suárez Ávila, al que solo se le ven las gafas, Falele de los Santos Márquez, Fernando Gago García, José Gómez Giménez, Francisco López-Cepero Pérez, detrás Alfredo Bootello Reyes, Emilio Almagro Mier, Leopoldo Jiménez Ruíz, desconocido, Pepe Rodríguez Rendón, Eduardo Benjumeda Osborne, Chemari Gutiérrez Colosía, subido a la ventana Guillermo Benvenuty, desconocido, Rafael Díaz Bedoya, profesor mercantil, Fernando León García, prestigioso especialista en digestivo en el Hospital Reina Sofía de Córdoba, Fernando Arjona González, Agustín Fernández González, Adolfo Ortega García.
En la fila de en medio: Ángel Moresco, Jiménez Alcázar, Paco Gey Salazar, la señorita Cayetana Aquino, la señorita Carmen -Carmen López Ibáñez-, la señorita Paquita Aquino, homenajeada con placa.
En la fila de abajo: Enrique Pedregal Valenzuela, Luis Ortega García, Emiliano Cristóbal Dato, Coli Terry Martínez.
En la fila próxima a la calzada: José María Benjumeda Osborne, Fernando Bootello Reyes, José María Martínez Govantes, desconocido, Rafael Gómez Giménez y José Neto. (Foto Colección Vicente González Lechuga).

colegiopescaderia_1_puertosantamaria

El Colegio de San José y San Estanislao, vulgo La Pescadería (por estar situado en dicho entorno urbano de mediados del siglo pasado) estaba organizado por la Asociación Católica de Padres de Familia (Acción Católica) dirigido por la Compañía de Jesús, siendo conocido con anterioridad como Centro Católico. Fue su director durante muchos años Mauricio Gómez, sustituyéndole en dicho cometido Miguel Cea Quiroga. Otros profesores fueron, Eduardo Ballesteros Sala,  David Almorza Salas, Aureo Sanz Hernangil, Enrique Pedregal Valenzuela, Federico Verdi Núñez, Manuel Herrero Tello, Antonio de la Torre,... Fueron Inspectores de Estudios, Vicente García Vergara, capitán retirado de la Marina Mercante, y Juan Manuel López Quevedo, fallecido siendo sacerdote. También, fueron profesoras de Ingreso, Srta. Milagros Gilabert; de Preparatorio, Srta. Isabel Vélez (hermana de los de Casa Lucas); de Infantil, Srta. Adela Campos Ochoa. La portera se llamaba Francisca Braña, madre de los hermanos Paco y Amalia de los Reyes Braña.

rioguadalete_100_puertosantamaria

En la foto, tomada desde la otra banda, se puede observar, a la derecha del Castillo de San Marcos, el Colegio de la Pescadería. (Foto Colección Vicente González Lechuga).

La Asociación de Acción Católica estuvo presidida por el Marqués del Arco Hermoso, Alejandro Romero Osborne, quien, cuando el colegio estaba en la calle Luna, aprovechando las instalaciones del colegio de Alfonso Cárdenas -hogaño Caixa-, el profesor de inglés para 1º, 2º y 3º de bachillerato, así como materáticas de 4º fue Manuel Gago García -el padre de nuestra amiga Pipi Gago- durante el curso 1949/50, quien con los años sería Director de Exportación de Bodegas Fernando A. de Terry. Desde el Colegio de La Pescadería, que dirigía espiritualmente el jesuíta Damián Díaz de Urmeneta, S.J., se pasó -esa era la intención de los fundadores- al Colegio de San Luis Gonzaga que así reabrió sus puertas.
En dicho inmueble tuvo, también, una de sus últimas sedes la Asociación Cultural Medusa. En la actualidad y tras su derribo, el espacio actual lo ocupa un edificio de ladrillos vistos, obra del arquitecto portuense Alfonso S. Rodríguez Serrano. En la planta baja alberga el bar restaurante “La Abuela María”. (Foto Colección V.G.L.)

San José y San Estanislao School, known as La Pescadería (The Fishmonger’s) since it was located in that area in the mid-twentieth century, was run by the Asociación Católica de Padres de Familia (Acción Católica) (Catholic Association of Parents, or Catholic Action) managed by the Jesuit religious order Compañía de Jesús. Mauricio Gómez was the head teacher for many years, Miguel Cea Quiroga taking over the task when he left. Others teachers at the school were Eduardo Ballesteros Sala,  David Almorza Salas, Aureo Sanz Hernangil, Enrique Pedregal Valenzuela, Federico Verdi Núñez,… The caretaker was called Francisca Braña, the mother of brother and sister Paco and Amalia Reyes Braña.?One of the last headquarters of the Medusa Cultural Association was also held in the same building. After it had been pulled down, the space was, and still is, occupied by a building with a brick façade, designed by the portuense arquitect Alfonso S. Rodríguez Serrano. The ground floor houses the "La Abuela María" bar/restaurant.

pisospescaderia_puertosantamaria

Los Pisos de la Pescadería, que fueron inagurados el 25 de julio de 1962, fecha de la instantánea, fueron construidos en el solar de la antigua Plaza de la Pescadería, frente al Colegio de San José y San Estanislao. (Foto Archivo Municipal).

colegiopescaderia_3_puertosantamaria2

"Había en este Gran Puerto, en mi niñez y adolescencia, un colegio, llamado de San José y San Estanislao, sucedáneo del de San Luis Gonzaga--convertido entonces en noviciado de los jesuitas--, creado por una Asociación Católica de Padres de Familia, que según se decía en los membretes, estaba "bajo la dirección espiritual de la Compañía de Jesús”. Ese Colegio, conocido por el de "la Pescadería", por estar en esa Plaza, era dirigido por un profesor, bajito, con bigote, prematuramente calvo, que acababa de llegar de la Argentina y que se había salido de los jesuitas. Era natural de Granada y tenía familia en Jerez. Bajo el mandato de Don Miguel Zea Quiroga el Colegio de San Estanislao conoció sus mejores momentos. Era un gran latinista y un excelente profesor de griego. Y a Don Miguel, que mantenía una férrea disciplina, a base de tirones de las patillas y capones, copias de cien y hasta mil veces de una frase y cosas por el estilo, debo mi formación y conocimiento del latín y del griego, lo que, al cabo, me ha servido de bastante y me permitió traducir el libro II de la "Eneida", algunas partes de "Ab urbe condita", el libro I de "La Ilíada", la "Vida de Pericles" de Plutarco y el VII libro de la "Historia" de Heródoto.
Los lemas de Don Miguel, desde el principio eran: "Quien bien conjuga y declina, sabe la lengua latina" y "los en -um, sin excepción, del género neutro son". Con aquella disciplina y con unas buenas dosis de paciencia, Don Miguel nos fue introduciendo en el mundo clásico, casi sin darnos cuenta. Organizaba las clases, al modo jesuítico, con contiendas de dos bandos --los romanos y los cartagineses-- para dar un incentivo de superación y competitividad a sus alumnos que éramos, luego, examinados en el Instituto de Jerez por el temible Don José López Cañete y por la señorita Socorro Ramos y --para la mayor gloria de don Miguel-- superábamos, con un buen margen, las pruebas.
Era terrible Don Miguel en el acto de lectura de notas mensuales: notas rojas (sobresaliente), azules (notable), verdes (aprobado) y negras (suspenso). Con sólo mirarte, Don Miguel te turbaba y te paralizaba.
Yo, cuando veo y oigo a los alumnos de ahora protestar porque les ponen reválida, porque les obligan a estudiar y a no pasar de curso sin aprobar el anterior, me rebelo, me reconcomo y pienso que los niños de hoy están amariconados con los ordenadores, pero no serán disciplinados, educados y, sobre todo, nunca serán cultos. Hoy he querido traer a mi galería de conocimientos la grandeza, el prestigio y el magisterio impagable de Don Miguel, en desagravio de aquello que, a escondidas, sus alumnos le motejamos, por su pequeña estatura: "Del tamaño de una habichuela/ hay un director de escuela".
Luis Suárez Ávila

Resaltado en verde, el espacio donde se encontraba el Colegio de la Pescadería, en una instantánea actual. (Foto Jorge Roa).

10 comentarios en “107. COLEGIO DE LA PESCADERÍA.

  1. Tele Gean

    Adela Campos Ochoa desde donde estés...
    Un fuerte abrazo...
    Te tengo en mis oraciones.

  2. telo-gean

    Pasan los años ¡¡¡ Y pasan...Ya, en el ocaso de mi vida,tengo que deciros, que es de bien-nacido, ser agradecido,ya tengo setenta años y aun tengo a la Señorita Adela en mis Oraciones y en mis recuerdos. que suerte de tener maestras como ella, Adela desde donde estes, que seguro es en la Gloria... Un fuerte abrazo

  3. telo-gean

    Una de las personas que fue determinante en mi vida fue la señorita Adela¡¡¡Que buena persona!!! Que gran humanidad,que amor ponia en el trato con todos los niños,tengo sesenta y cinco años y casi todos los dias me acuerdo de ella.Estoy seguro que la señorita Adela Campos Ochoa esta en el cielo junto a Dios Nuestro Señor...Adela, desde este valle te mando un fuerte abrazo para tu nueva residencia, que no puede ser por mas,que ser la "Gloria"

  4. Mayti

    No recordaba todos estos datos sobre el "Sargento" y la "Sargenta" y su familia; así que muchas gracias.

    Saludos.

  5. Lector Empedernido

    Antonio Cordero Alimije, ‘el Sargento’, apodo que le viene de su abuelo, que fue Sargento en la Guerra de Cuba y su esposa,’la Sargenta’, Josefa Toro Fernández, tuvo cinco hijos, Antonia, fallecida el pasado año, Ana, Fernando, Antonio y Castillo. Fue exportador de pescados con puesto en Lebrija y el Cuervo. ‘El Sargento’, un hombre inquieto y comerciante en tiempos difíciles aprovechaba sus viajes a diario y de la misma manera, que exportaba pescado y vendía en los dos citados pueblos sevillanos, transportaba aceite, arroz, garbanzos para su puesto que, efectivamente como comenta Mayty Zea Escudero, se encontraba justo al lado del Colegio La Pescadería, al que complementaba con las frutas y verduras que compraba en el Palenque, lugar que hoy conocemos por la Placilla.
    En la actualidad, su hijo Antonio, conocido por ‘Nene’, ha continuado con la actividad comercial del pescado, si bien Fernando, su otro hijo, hubo un tiempo que también estuvo relacionado con la actividad comercial pesquera.

  6. Mayti

    Los membrillos, si la memoria no me falla, no se compraban en la portería de Paca sino justo al lado del colegio había una frutería (por llamarla de alguna manera pues era la primera habitación a pie de calle de una casa y, además de frutas y verduras, vendían otras fruslerias) que pertenecía a una familia que como el padre había sido sargento, le apodaban así "el Sargento" y a su mujer "la Sargenta". Tenían tres hijas y dos hijos.

    Paca tenía un perro negro que se llamaba "Moro".

    Gracias, Luis, por el retrato tan encomiable que haces de mi padre. Fue una gran persona y un gran profesor.

    Saludos.

    Mayti Zea escudero

  7. Alfonso XV

    Estudiamos con poquísimos medios y creo que no hemos hecho mal papel.
    Nuestro nivel cultural es muy superior al de los niños y jóvenes actuales que cuentan con mayores medios

  8. Puertomenesteo

    No ha salido la frase que no se me olvida "los terminados en "um" sin excepción del género neutro son"

  9. Puertomenesteo

    ¿Quien no se acuerda de los "tizazos" de Don Eduardo Ballesteros? ¡ Que puntería tenía !

    ¿Y de los membrillos que se compraban en casa Paca, la portera del colegio, en usa asesoría que tenía junto al colegio donde vendía toda clase de chucherias?

    Al pobre Don Manuel Román Ruiloba le hacíamos perrerias de todo tipo.

    Y Don Miguel Cea, con su colillla siempre en la mano, en las clases de latín, su frase preferida y que no se me olvida era <>

    Y el coche de los Osborne Tosar que siempre llegaba a la hora justa de entrar, es decir cuando tocaba la campana. Lo veíamos venir por Micaela Aramburu y todos salíamos corriendo para el colegio, pues era la hora de entrar.

    ¿Y que me dicen cuando el Padre Urmeneta nos metía en su despacho y nos echaba los raspapolvos, por nuestros pecados?

    ¡ Oju que tiempos !

  10. INMACULADA GÓMEZ BENÍTEZ

    En la fotografía del grupo delante del colegio de la Pescadería, la profesora que está a la derecha de Paquita Aquino es Carmen López Ibáñez, la señorita Carmen, y no como se nombra profesora Gómez.

Deja un comentario