3.774. María Tinoco Castiñeira. Podóloga

María Tinoco Castiñeira es una podóloga que ha apostado por el centro de El Puerto de Santa María donde ha establecido este año su consulta en la calle Ganado. Muy trabajadora y constante, se encuentra en formación continua para aplicar las últimas técnicas en prevención y educación a la ciudadanía, además de otras especialidades de su profesión. Cree que “De nada sirve quejarse de lo mal que está el centro de El Puerto de Santa María si nosotros mismos seguimos rechazando apostar por él”.

María nació el 21 de enero de 1991. María Dolores, su madre, natural de Muros de San Pedro (La Coruña) y Pepe, su padre nacido en Villamartín (Cádiz) se conocieron en La Línea de la Concepción (Cádiz). Vinieron a vivir a El Puerto de Santa maría en 1982 por motivos laborales, ya que mientras estudiaba Ingeniería Técnica en construcción de maquinaria  Pepe trabajaba como mecánico en Delphi.

Es la menor de la familia, su único hermano José Ramón, enfermero y podólogo ha sido un referente y gran apoyo para ella.

1991
En 1991 el número de habitantes de hecho de El Puerto era de 69.663 habitantes y 65.517 de derecho, siendo el número de hogares censados de 16.996. Fueron alcaldes el socialista Juan Manuel Torres Ramírez y tras las elecciones municipales accedía a la alcaldía con Independientes Portuenses, Hernán Díaz Cortés, quien permanecería por espacio de 15 años al frente de la Ciudad: el alcalde que mas tiempo ocupó el sillón de primer edil desde que la Ciudad se fundó en 1281.

Se aprobaba el Plan General de Ordenación Urbana. La Clínica Santa María del Puerto llegaba a un acuerdo para concertar el uso de dicho hospital con el SAS. Rafael Alberti, Doctor Honoris Causa por la Universidad de Granada. Se publicaban sendos libros de Juan José Iglesias: “Una ciudad mercantil en el siglo XVIII: El Puerto de Santa María” y “Las colonias extranjeras en El Puerto de Santa María durante el reinado de Carlos IV”. Fallecía Manolo Prieto, el autor del Toro de Osborne, nacido en 1912. El Puerto figuraba en el Catálogo de Barrios Vulnerables de Andalucía. Ese año las cárceles Puerto I y Puerto II fueron noticias por diversos incidentes. En la primera, el recluso Miguel Anguita fue decapitado durante un motin promovido por 11 reclusos, a raíz de un ajuste de cuentas entre internos.

| Vista aérea de El Puerto de Santa María en 1991. | Foto: Estudio Garpre.

José María Naharro Sucino, ‘Personaje Entrañable del carnaval’ consiguió llevarse dos primeros premios, con el Coro “Mágicos Momentos” y con la Comparsa “Entre Telas”. El Cartel oficial era una obra de Ricardo Summer 'Serny' y fue titulado como ‘Carnaval de Venecia’.

Volviendo a nuestra protagonista, de pequeña María bailaba flamenco en la academia de Carmen Morales y participaba en los concursos de tanguillos que se organizaban en carpas instaladas en Pozos Dulces. También practicaba la natación.Empezó su vida escolar en la guardería ‘La Sirenita’, para luego estudiar primaria entre el colegio público ‘El Juncal’ hasta 4º de primaria y en el concertado SAFA-San Luis donde terminó y continuó secundaria y el bachillerato de Ciencias de la Salud. 

Los años que pasó en SAFA-San Luis fueron claves para su futuro profesional y siente añoranza y cariño al acordarse de sus profesores, Adela, quien le daba francés y adoraba las faldas largas y los anillos, cada día llevaba uno diferente; Isabel, la profesora de química que los llevaba al laboratorio y asumía el riesgo de que explosionase el Centro; Emilio, quien la enseñó sobre medio ambiente; Blanca y sus mortíferas matemáticas; Teresa, quien contaba la historia como si fuesen películas y una gran relación de coincidentes académicos  que aprecia y a los que está muy agradecida.

Grado de Podología
En 2009 comenzó su Grado en Podología en la Universidad de Sevilla, donde coincidió con el último año de carrera de su hermano, época no la cambiaría por nada del mundo. Las primeras prácticas de la carrera fueron de anatomía, en las que la Dra. Encarnación los citaba en el Instituto anatómico forense de la Universidad de Sevilla y les daba clase con cadáveres y piezas anatómicas reales. En esos días estaba prohibido almorzar carne en salsa, puchero o similar, ya que el olor de la sala traía ingratos recuerdos. En el 4º año de carrera fue nombrada alumna interna de la asignatura cirugía II por el Prof. Dr. José Luís Salcini Macías, a la vez preparaba su trabajo de fin de grado con el Prof. Dr. Guillermo Lafuente Sotillos, con quien se enviaba correos de corrección a las tantas y hacía tutorías en los ascensores por que las horas del día no daban para más. Fueron 4 años de dedicación plena a sus estudios, de mucho esfuerzo, con cambio de Plan de Estudios incluido, con el viaje de fin de carrera a Punta Cana (República Dominicana) 

| María Tinoco, a la izquierda, con un grupo de amigas.

Continúa la formación
Acabó la carrera a mediados de 2013, y continuó formándose como residente en la consulta privada del Dr. Salcini en Puerto Real. En octubre de ese mismo año fue nombrada becaria de cirugía del Área Clínica de Podología de la universidad de Sevilla y realizó un curso de Experto Universitario en Pie Diabético por la Universidad de Barcelona. Continuó su formación  realizando cursos para los que se desplazaba a donde fuese necesario: Zaragoza, Valencia, Oviedo, Alicante… ya que como le decían sus progenitores “en lo que hagas se la mejor o por lo menos inténtalo, que no te quede nada por hacer”.

En el curso 2014/2015 fue nombrada Asistente Honoraria del departamento de Podología de la Universidad de Sevilla y realizó el Máster Oficial en Investigación en Atención Primaria en la universidad Miguel Hernández de Alicante que le dió acceso al doctorado.

En 2016 inició los estudios de Posturopodia por la escuela superior de Posturología Villanueve  cuya sede se encuentra en París, pero se desplaza a Madrid, donde se imparte. Se trata de una especialización de la Podología que trata y previene los trastornos de la postura a través de terapia manual neurosensitiva y estímulos posturales, un campo muy amplio de trabajo que le permite integrar y tratar al paciente en su conjunto y no únicamente sus pies. En la actualidad se encuentra cursando el 3º de los 4 años que suponen dichos estudios.

El Puerto, su microuniverso
“Cuando me marché a Sevilla, El Puerto ya estaba en decadencia, atrás quedaron esos paseos por la calle Larga abarrotaba de gente, la Plaza de Abastos a tope con la música de las ofertas del día cantadas por los comerciantes, La Bota de Oro,  los empachos de caramelos en el Banco del Comercio mientras esperaba a que sus padres hiciesen las gestiones, los concursos de tanguillos en las carpas, las motos…” En Sevilla, a quien decía que era de El Puerto se quedaba encantado y recordaban momentos de veraneo en los que el puerto era espléndido.

Cuando finalizó sus estudios “Me planteé irme fuera a trabajar por la falta de salida profesional en la Ciudad, la tristeza del centro, la suciedad y falta de ánimo y ganas por recuperar lo que un día fue El Puerto”.  Afortunadamente, y con mucho trabajo fue abriéndose paso en el mundo laboral, empezó entre Sevilla y Puerto Real con el Prof. Dr. Salcini, participaba en las carreras que cubría la comisión deportiva del Colegio de Podólogos de Andalucía, becaria en la universidad, grupos de trabajo e investigación para escribir artículos científicos… continuó en Alcalá de los Gazules (Cádiz) en una consulta en un Centro Médico donde trabaja y trabajó con su hermano, en El Puerto con Antonio Torres, en la calle Luna, a quien le está tremendamente agradecida por todo lo aprendido y en Cádiz en la Clínica Girón. 

La apuesta por el centro urbano
El mundo laboral y profesional es muy complicado de por sí, pero aun más si cabe en la sanidad privada. María siempre tuvo la ilusión de tener su propia clínica pero por circunstancias no llegaba el momento de hacerlo, hasta que un día, tras su 27 cumpleaños sus padres le dieron la sorpresa de alquilar el local por el que siempre pasaba y pensaba que sería ideal para su consulta. Tuvo miedo e inseguridad pero mucha ilusión. 

A quien contaba que iba a montar la consulta en el centro se horrorizaba, “--¡Estás loca!”, “--¿En el centro la vas a montar?”, “--¿Te lo has pensado bien?”, “--¿Estás segura?”. “--¿Sabes todos los inconvenientes que pone el Área de Urbanismo en el Ayuntamiento?”... un mar de dudas. Siempre respaldada por su entorno que le decía “--Si no lo intentas jamás sabrás si puede irte bien”, así que hizo oídos sordos a todos aquellos que ponían en duda el proyecto y se puso manos a la obra: “--De nada sirve quejarse de lo mal que está el centro de El Puerto si nosotros mismos seguimos rechazando apostar por él”.

Fue un proceso largo de aproximadamente 6 meses, visitas al Ayuntamiento, Urbanismo, Sanidad… a pesar de las dificultades de la concejalía de Urbanismo puede decir que topó con personal con ganas de trabajar y aunque los plazos fueron largos, la ayudaron en todo lo que pudieron. Finalmente, el 18 de Mayo de este año inauguró la consulta en la que trabaja a diario sorteando dificultades “como en todos los inicios”.

¿Que es un podólogo?
El podólogo es el profesional sanitario universitario con los conocimientos, habilidades y aptitudes para realizar las actividades dirigidas a la prevención, al diagnóstico y tratamiento de las afecciones y deformidades de los pies. Lejos de los antiguos cirujanos barberos y callistas, los podólogos cuentan con un amplio campo de trabajo, la podología infantil para el cuidado y buen desarrollo de los más pequeños desde antes que comiencen a gatear, podología deportiva que consiste en la aplicación de conocimientos físicos y cinéticos para mejorar el rendimiento deportivo y prevenir lesiones.

Biomecánica a través de la cual analizan las presiones plantares y el funcionamiento del miembro inferior para confeccionar plantillas u ortesis de silicona (apoyo u otro dispositivo externo aplicado al cuerpo para modificar los aspectos funcionales o estructurales del sistema neuromusculoesquelético), pie de riesgo, importantísimo para pacientes diabéticos, cirugía podológica mediante la que corrigen deformidades como son los dedos en garra, las uñas encarnadas…

Dentro de todas las especialidades y funciones de la podología, “Si tuviese que elegir una sería la prevención, ya que mediante la educación de la ciudadanía y el seguimiento y control de los pies por parte de profesionales se evitarían y se solucionarían posibles complicaciones y se garantiza así una buena salud de los pies”.

Anecdotario
Podría escribir un libro con todas las anécdotas vividas, recuerda cuando en la Universidad en el área de pie de riesgo curaban úlceras y pies con fecha de amputación, otras ocasiones en las que por desgracia aun habiendo intentado lo imposible llegaban las amputaciones. Los pacientes a los que se les coge un cariño especial, las largas jornadas de trabajo en el dispositivo de sanidad de los 101km de Ronda, bebiendo termos de café calentitos y luchando contra el sueño y el cansancio como se podía.

Deportistas a los que se les ayuda a recuperarse de lesiones y te dedican las medallas conseguidas. Pacientes que para ponerse zapatos castellanos sin calcetines usaban compresas a modo de plantillas para que no les hiciesen rozaduras con el sudor, eso sí sin alas, para que no se arrugasen en los lados. Pacientes de Alcalá de los Gazules que se tratan hongos de las uñas con ácido de batería de coche, o que usaron una ‘Dremel’ (una herramienta rotativa),  porque se parecía mucho al aparato que ella usa para limar las uñas. O los huevos de campo que le lleva en agradecimiento Vicenta y el pan de campo del Horno de Luna...

Deja un comentario