458. JUAN BERMÚDEZ JAEN. El Omnibus ‘Campanita’.

juanbermudezjaen_puertosantamariaJuan Bermúdez Jaén (EL Puerto 1915 - Barcelona 1972), era hijo de Rafael Bermúdez Delgado y Juana Jaén Delgado. Desde muy jovencito ayudaba a su padre en un taller de bicicletas

Juan Bermúdez nació en plena Primera Guerra Mundial. Ese año --1915-- Franz Kafka publica “La Metamorfosis” y Picasso pinta su famoso “Arlequín”, Einstein da a conocer su “Teoría de la Relatividad” y Sigmund Freud publica su tratado de Metapsicología. El gaditano Manuel de Falla, compone “El Amor Brujo”. Es el año en el que nacen el político comunista Santiago Carrillo, el banquero estadounidense Rockefeller, la actriz sueca Ingrid Bergman, el escritor Arthur Miller, el dictador chileno Augusto Pinochet, el cantante Frank Sinatra. En 1915 mueren el neurólogo alemán Alois Alzheimer, el fundador de las Juventudes Socialistas, Tomás Meabe y el filósofo y pedagogo Francisco Giner de los Ríos.

milagrostejadapeluffo_puertosantamariaSe casó con 25 años, en octubre de 1940, con Milagros Tejada Peluffo (El Puerto 1917 - Madrid 2002) conocida como Lalo --hermana del fallecido poeta José Luis Tejada-- era hija de Felix Tejada Mayo y Milagros Peluffo Delgado. El matrimonio se fue a vivir a la Ribera del Río, 37 y tuvieron cuatro hijos: Milagros (Lalote), Juan Luis, Francisco Javier y José Manuel. Conforme iba aumentando la familia, se trasladaron a la Granja de San Javier (frente a lo que queda del Paseo de la Victoria). Le pusieron ese nombre porque su hijo Javier, al nacer, estuvo en serio peligro de muerte y se encomendaron al patrón de El Puerto, San Francisco Javier.

La suegra de Juan Bermúdez fallecería a los pocos días de nacer el poeta José Luis Tejada. Las hermanas José Luis y la futura mujer de Juan Bermúdez, Lalo, fueron internadas como únicas alumnas en esa circunstancia en el Colegio de Las Carmelitas, donde permanecieron hasta que Milagros Tejada Peluffo pudo hacerse cargo de ellos, por eso el poeta la llamaba cariñosamente “madre hermana”. Allí Milagros cursaría --por que se aburría-- la carrera de Piano.

tejadamayo_puertosantamariaJuan Bermúdez y dos de sus hermanos trabajarían en la Fábrica de Hielo propiedad, a partes iguales, de José León de Carranza y de su suegro Felix Tejada Mayo. A su fallecimiento, Juan le compra a las hermanas Tejada la parte que heredaron, asumiendo la gerencia de dicho establecimiento, hasta que se abrió una nueva fábrica en el Muelle, dejando de ser rentable, ante la fuerte competencia que sobrevino. Juan Bermúdez llegó a afirmar que, sin la fábrica «que ha sido toda mi vida, ya no me quiero quedar en El Puerto». Además llegaba el momento en el que los hijos empiezan a estar en edad de iniciar carreras universitarias y Juan y su mujer Lalo, querían permanecer cerca de sus hijos. Se plantean abandonar El Puerto.

En el año 1962 se trasladó la familia a Madrid donde abrieron como buenos porteños de la provincia de Cádiz una freiduría -un Freidor- que no tuvo éxito.  Y tres años mas tarde se trasladan a Barcelona. En 1978 las dos Milagros, Lalo y Lalote, madre e hija, vuelven por cuestiones de trabajo a la capital de España. (En la imagen Félix Tejada Mayo, padre de Lalo, con sus nietos Lalote que sostiene en sus brazos a José Manuel. Entre las piernas de su abuelo está Juan Luis y a la derecha Javier, hijos de Lalo Tejada Peluffo y de Juan Bermúdez Jaén).

Larga-Autobus-de-la-Estacion-(25.09.1955)LA GUAGUA 'CAMPANITA'.

Según relata Javier Bermúdez Tejada, la Guagua fue posiblemente con el de Bootello uno de los primeros autobuses que tuvo El Puerto, al que llamaban “el omnibus”. Era una guagua canaria, de madera, con los asientos igualmente de madera, que llegó a nuestra Ciudad en muy mal estado y que Juan Bermúdez, aficionado a la mecánica desde pequeño, arregló. Todo lo que caía en sus manos con averías encontraba solución: coches, camiones, taxis, ante la atenta mirada de su hijo Francisco Javier (quien en la actualidad vive en Barcelona), que le ayudaba y escuchaba vestido con un mono mecánico.

Aquel transporte hizo su primer trayecto desde la Estación de Tren hasta la Playa de Valdelagrana; nació con esa vocación transportar a los viajeros procedentes de Sevilla o Jerez a la playa, entre arenales y el bosque de pinos que era el Coto de Valdelagrana. Más adelante, este autobús amplió su recorrido por la circunvalación de El Puerto y como transporte para las Ferias. (En la imagen, el autobús de la Estación, en una instantánea tomada el 25 de septiembre de 1955, en la calle Larga. Foto Colección Vicente González Lechuga).

laguagua_miguelangelpantoja_puertosantamaria

En la imagen, la Guagua de Juan Bermúdez, en un cuadro de Miguel Ángel Pantoja, pasando por delante del actual Echate P'yá, Restaurante Los Portales y Casa Flores. Al fondo el edificio donde hoy se encuentra Romerijo.

La Guagua, “el omnibus” que tenía matrícula de Cádiz, se llamaba “Campanita” y carecía de claxon para avisar, solamente tenía un pedal en el suelo que al pulsarlo activaba el sonido de una campana. En ocasiones, los pasajeros picaban al conductor y le cantaban la canción “Campanita de la Aldea” para, a continuación el chofer pisar el pedal produciendo un sonido característico. Aquel “clin,clin” acompañaba a la canción, muchas veces, hasta el final del trayecto.

CAMPANITAS DE LA ALDEA.

Eres buena y eres mala
pero como te quería
todito te lo pasaba

Campanitas de la aldea
que llamáis al amor mío
no toquéis tan temprano
que hace frío, mucho frío

Está nevando en la aldea
y mi amor ya se ha dormido
no quiero que se despierte
que soñando está conmigo

Guarda silencio campana
mientras mi cariño duerme
que no quiero darle un beso
para que no se despierte

Callada ya está la fuente
dormidos los surtidores
y hasta que el sol no sonría
llorando estarán las flores

Parece que allá en el cielo
se desnudan los almendros
y las torres de la aldea
de novia se están vistiendo

Guarda silencio campana
mientras mi cariño duerme
que no quiero darle un beso
para que no se despierte.

campanitasdelaaldea

Campanitas de la Aldea (bolero por bulerías),
interpretado por el Cojo de Huelva.

5 comentarios en “458. JUAN BERMÚDEZ JAEN. El Omnibus ‘Campanita’.

  1. FERNANDO ARJONA GONZALEZ

    en años posteriores exitria y existe actualmente un hospital veterinario.pero solo una parte las otras no se si sera una huerta,

  2. Maria jesús

    Antonio no se si me equivoco, pero si eres A.C.L. en la nótula de mi padre te doy las gracias por el cariño que demuestras hacia mi familia.Te lo agradezco de corazon.Gregorio tenia tu telefono pero no lo encuentra ,espero hablar contigo y reiterarte mi agradecimiento y el de mi familia.Con respecto al Puerto ahora que estoy recopilando fotos antiguas veo las tropelias que han cometido y sinceramente no se que patrimonio le podremos dejar a nuestros descendientes.Espero que no derriiben edificios tan bonitos como losBaños Calientes el Cortijo e.t.c....Y la Victoria recupere la belleza de antaño,pero para eso los politicos tendrian que aprobar proyectos con la estetica genuina del Puerto y sobre todo que no asolen mas elpatrimonio Portuense.Yo lo comparo con dos macetasde geranios los que dan flores todo el año pero son mas bastos y los chinescos que ,aunque solo florecen en primavera son PRECIOSOS.Espero que en adelante los politicos sean sensiblesy opten por la belleza la esteica y rechacen la vulgaridad y chabacaneria que de eso ya vamos sobrados.

  3. Maria jesús

    Muchas gracias Antonio po su comentario. Aún cuando el teclado y yó no somos ni conocidos ,de echo no sé ni cambiar de renglon, he cometido la osadia de escribir.Para mí es tiempo de añoranza y desamparo.Añoranza de mis seres mas queridos,de sus voces ,de sus abrazos ,de susbuenos consejos ,de sus desvelos,y de ese amor tan grande y desinteresado. El desamparo , es porque aún cuando mi propia familia es solida , y goza de buena salud,la perdida de mi madre es como un gran vacio una indefensión. Mi madre era tan calida tan protectora tan acogedora era esas puertas abiertas esa tabla de salvación , a la que podias acudir siempre en definitiva lo mejor y lo mas grande.Ya nada es igual sin ella , pero tengo la dicha de que llegó a conocer a su bisnieta y su cara de satisfaccion al verla al cogerla en sus brazos fue tan bonito como inolvidable. Gracias. Saludos

  4. Antonio

    Muy hermoso el relato sobre tu familia, María Jesús.
    Vengo observando tus comentarios y sinceramente tu gran sensibilidad me ha permitido decir que, efectivamente, las cosas que relatas de manera tan sencilla, se hacen extraordinarias porque, precisamente esa emotividad y cariño que desprenden tus palabras cuando mencionas a tu familia y lugares emblematicos del Puerto, como la placilla, o en este caso, la Granja San Javier, me hace también evocar mi infancía, mi gente y, de la mism forma, mucha tristeza por como han dejado a nuestro Puerto. Buena Feria para toda la Gente de El Puerto.

  5. Maria jesús

    Desconocía que la granja San Javier se llamara así por la familia de LaloTejada .Toda mi vida en casa se nombró así pero creia que era cosa de mis abuelos María Mariscal y Antonio Vela.El propietario de la granja era el señor Hervías de Cadiz , mi familia y la de Herviasmantuvieron una sincera amistad despues de la venta de la granja ,de echo todos los años veiamos la cabalgata de carnaval desde su casa.Tengo fotos de Hervias con dos de sus hijos y uno de ellos Rafael Hervias Lopez disfrazado de trovador con apenas cinco años .Ala muerte de mi abuelo el sr.Hervias quiso que mi padre y sus hermanos compraran la huerta pero mis tios ya tenian creo otras miras ,fué una lastima ya que mis dos hermanos mayores nacieron allí.A mí personalmente me hubiera encantado conocerla .Supongo que si hubiera podido entrar en la huerta las emociones me habrian podido.Ver la casa donde mi abuelo Antonio vivio feliz con su primera mujerAntonia Benito Panes y a su fallecimiento con mi Increible abuela Maria Mariscal Muñoz .Esta gran mujer quitó mucha hambre a quines se acercaban por la huerta, pues tenia las manos tan grandes como su corazón al igual que mi abuelo .La generosidad de los Vela siempre fue muy grande .Supongo que ver la alberca donde murio mi tio Jose Luis con apenas tres años y el pequeño huerto que con tantomimo cuidaba mi tio Antonio ,el cual murió con apenas catorce años ,habria sido impactante pero a la vez muy enriquecedor y emotivo para mi espiritu.Lastima que no pudo ser.Ahora que no queda nada de la huerta cuando paso por allí miro para otro lado pues me cuesta ver que no esta el portalón de San Javier tan emotivo y querido para mi familia.

Deja un comentario