3.553. Mila Muñoz López. Una portuense en Carcasona (Francia)

La portuense María de los Milagros Muñoz López nos dejaba con 90 años de edad a las 3 de la mañana del 1 de enero de este 2018, a 1.600 kilómetros de El Puerto de Santa María, en su casa de Carcasona (Francia). Mila vivía en el país vecino desde los años sesenta del siglo pasado y era muy conocida en nuestra Ciudad. Había nacido en el número 68 de la calle Cielos el 6 de junio de 1927, casada con Claude Vassé, a quien conoció en aquí y con quien tuvo cinco hijos: George, Christine, Clodine, Marie Jo y Michel, visitantes asiduos y enamorados de su segunda patria chica: El Puerto de Santa María
1927
En 1927 era alcalde de El Puerto de Santa María, el empresario bodeguero Alfonso Sancho y Mateos. Nacía, también, el poeta José Luis Tejada Peluffo. Manuel Álvarez Santander fundaba en la calle Curva una tienda de recauchutados luego conocida como Vulcanizados Ricardo. Se instalaba en El Puerto Daniel Ortega Martínez, médico y luego diputado del Partido Comunista, depurado tras la Guerra Civil. El escultor Ángel Martínez García recibía el Gran Premio de la Exposición y Feria de Navidad celebrado en 1927, premio que recogió de manos del Rey Alfonso XIII.

| Se erigía el monumento al Corazón de Jesús, en la Plaza de los Jazmines. La Revista Portuense difundía, el 8 de abril de 1927, el último milagro atribuido al Beato Diego José de Cádiz, santo varón que tenía vinculación con nuestra Ciudad, de la que es Hijo Predilecto.

| La familia de Marie Jo al completo, en uno de los bares de la Playa de La Puntilla. Año 1960

El marido de Mila, Claude Vassé, la conoció en nuestra Ciudad. El padre de Claude, maestro de escuela que residía en Mekinés (Marruecos), veraneaba desde siempre en El Puerto de Santa María y aquí surgió el amor, se casaron y se fueron a vivir a Marruecos hasta la independencia de este país, donde tuvieron sus 5 hijos, que luego les dieron 10 nietos y hasta el momento 5 bisnietos.

| Mila y Claude, paseando por la calle.

Mila había vivido hasta entonces en la calle Cielos, donde continúa haciéndolo su hermana María Luisa, con sus padres: Miguelón Muñoz, panadero y cliente habitual del antiguo Cafetín y de Milagros López –que se había quedado huérfana y que fue pupila de la familia Terry-- y a donde regresó durante muchos años de veraneo, por Feria o por la Patrona, hasta que se compraron un apartamento en el paseo marítimo de Valdelagrana. Le sobreviven, además una hermana monja, sor María Auxiliadora, que vive en Valencia con 87 años y un hermano, Miguel, que reside en Francia.

En 1967, con la independencia del protectorado español de Marruecos –vivían en Tetuan--, la familia Vassé-Muñoz  se fue a vivir a Carcasona (Francia). Durante todos estos años han regresado a El Puerto de Santa María: en coche, cuando tardaban tres días en hacer 1.600 kilómetros en recorrer la distancia entre Carcasona y El Puerto, en tren, en avión…

| Los hermanos Vassé Fabrer Muñoz, delante de la Patrona.

Hoy su viudo, Claude Vassé tiene 88 años. A Mila le encantaba quedarse en verano hasta después de la Virgen de los Milagros de la que era muy devota (sus hijas quieren colocar un azulejo con la imagen en su tumba), hasta que la subían al camarín y solían regresar a Francia ya mediado el mes de septiembre.

| Clodine, con sus padres, en el Paseo Marítimo de Valdelagrana, el pasado año.

Su carácter alegre, su sonrisa permanente, no aparentaban los 90 años que tenía: “—Yo de pie, hasta que me muera, seguiré luchando en mi casa, cocinando, lavando, tendiendo, .. Dios me da fuerzas y me cuida”. Nada de tratamientos médicos, nada de hospitales. Se fue sin saberlo, un dolor y una herida en la pierna que no quiso tratar … Su familia, sus amigos, sus vecinos de El Puerto echan de menos aquellos ojos permanentemente azules, como el cielo de su Puerto de Santa María.

| El matrimonio formado por Milagros y Claude, junto a sus hijos, de izquierda a derecha, George, Christine, Clodine, Marie Jo y Michel. George había formado en El Puerto un grupo musical 'Los Spoilters'.

| Imagen de la ciudadela de Carcasona. La ciudad ha servido de escenario al Robin de los Bosques al que dio vida Kevin Costner, a los escarceos del D'Artagnan dirigido por Peter Hyams o a las paranoias históricas de Jean Reno en Los Visitantes. También aparece en las páginas de El Laberinto, escrito por Kate Mosse.

Deja un comentario