725. MI PLAYA, SIEMPRE MI PLAYA: LA PUNTILLA. (II). Memorias de un sevillano en El Puerto (*)

tempus_fugit_puertosantamaria

Reloj solar, en La Puntilla, junto al Castillito de la Pólvora.

Cierro los ojos y pasa por mi mente una película de personajes, como para hacer un documental, eran tantos que intentaré recordarlos y llevarles un homenaje de cariño y sentimientos, porque todo fue bonito y tan inocente…

Si hablamos de La Puntilla, es obligación recordar a Paco Neto y a su mujer María; él buenísima persona, como su hijo Mariano el que estuvo en Bodegas Terry,  su padre montaba y desmontaba casetas, haciendo posible que pudiéramos veranear en ellas que eran como nuestras propias casas durante el día, con anafe incluido para calentar las comidas, después vendría el petróleo. Y María saciándonos la sed, con aquellos cántaros de Lebrija, que por solo 50 céntimos, teníamos al instante. Veraneos del 15 de Junio al día de la Virgen.

dunas_lapuntilla_puertosantamaria

Las casetas de playa, detrás las Dunas de la Puntilla.

Las tardes tenían sus personajes, por ejemplo el Arropiero, creo que padre del famoso y desgraciado criminal, «--Arropías, las tengo largas y retorcías. Niña, que larga las tengo!». Y otros días veíamos venir a Cándida la Negra, cubana que después fallecería sola en un incendio en su casa, arrastrando los pies por la arena de caseta en caseta pidiendo la voluntad, mientras que todos corríamos a escondernos.

Personajes muchos como los de los autobuses de Bootello: los conductores Trigo, Gallo y Juan el cobrador, que después salió del armario y nos vino muy bien no por los escarceos, sino que con la gracia y la conversación, dejamos de pagar. Hoy ya no se donde quedaba la parada, pero si veía por allí el Bar Priñaca, que lo han tirado el año pasado, porque por lo visto estorbaba, para no se que proyecto de costas, ¡leche migá! También estaba en La Puntilla al principio junto a otro que no me acuerdo y que eran víctimas de las arriadas de las mareas de Santiago.

coches_lapuntilla_puertosantamaria

Aquellos SEAT 1500 y 600, en el aparcamiento detrás de las casetas, cuando se hizo un camino y se desmontó la duna...

«--¿Tú vas esta tarde al desencajonamiento? A las niñas las dejan ir, nos vemos por allí». Y allí íbamos a la Plaza Real a ver los toros que lo echaban al ruedo y mientras nos comíamos un curruco. Corridas de Pepe Álvarez,  Emilio Oliva, etc.…Y decían los aficionados: «Mañana va a hacer Levante, porque torea Rafael Ortega».

Me acuerdo del fotógrafo, todo vestido de blanco con la Leika al cuello y con los pantalón es arremangaos, que me hizo fotos a mi y a mi hermana Juanita y que ya buscaré para sacarla en la próxima entrega.

lapuntilla_hoy_puertosantamaria

La playa de La Puntilla, hoy.

Suspiros, avellanas de La Pastora,…  »--Ya que voy por el pan, dame para un suspiro». Y la respuesta: «--Cómo te queda vuelta de dinero, en La Bodeguita, cuando compres el octavo de vino, de las dos pesetas, te quedan 10 céntimos, júntalo y te compras  el suspiro». Suspiros. Sic.

Y al fondo el Castillito de la Pólvora, que en aquellos años estaba cerrado y solo servía para subirnos al tejado e intenta plasmar en el tronco un corazón con las iniciales de C y JL, J y A. Allí había más letras que en el Banco Español de Crédito. Letras que al año siguiente íbamos para ver si continuaban allí o la corteza las había tapado. (Texto: José Luis Calle).

(*) No se sabe a ciencia cierta si, por el contrario, es un porteño en Sevilla.

11 comentarios en “725. MI PLAYA, SIEMPRE MI PLAYA: LA PUNTILLA. (II). Memorias de un sevillano en El Puerto (*)

  1. Puertomenesteo

    Unas sevillanas que cantábamos en los años 60 del siglo pasado.

    Valdelagrana, Valdelagrana
    Valdelagrana, una playa del Puerto
    Ole ole morena
    una playa del Puerto
    no Jerezana

    Y la la Puntilla
    Otra playa del Puerto
    Ole ole morena
    no de Sevilla

    y de las otra dos no me acuerdo.

  2. meli

    PLAYA DE LA PUNTILLA
    DONDE TANTO DISFRUTE
    EN LAS NOCHES
    LA LUNA CONTEMPLE
    PENSABA VOLVER
    CUANDO FUERA UNA MUJER
    MAS NUNCA IMAGINE
    QUE PUDIERA SUCEDER,
    QUE DE MI PUERTO ME ALEJARA
    PARA NUNCA MAS VOLVER
    A CONTEMPLAR ESA PLAYA
    DONDE TANTO DISFRUTE

    UNA PORTUENSE FUERA DE SU TIERRA
    MELI

  3. NATCA

    me parecen buenas las fotos de la puntilla pero si tuvieran del bar murga y las casetas de alrededor se lo agradeceria mi familia tenia la caseta cerca

  4. Maria Jesus

    Jose Luis , creo que no es la misma persona, ( si no estoy equivocada) era de Jerez, venia con una sobrina y , junto a la caseta de esta, estaba la de la familia de mi gran amiga Mati, su cuñado Tomas ( una bellísima persona) era también sobrino.
    Cierto es que no se entendía, lo que decía. Intentare contactar con Mati. Si tienes razón, con mucho gusto te lo hare saber.
    Saludos.

  5. jose luis

    Maria Jesus, ese personaje al q tu le llamas "buchito", creo q es el mismo al q nosotros llamabamos tambien con el mayor respeto, "el loco Rubiera", iba siempre en bicicleta y era persona afable aunque algo inteligible en su dialogo, hablabamos mucho con el, como se dice ahora, se enrollaba bien con los chavales. Vivia por la calle San Bartolomé.o Pozuelo

  6. FCO. LARA

    yo vivi esos años afortunadamente en mi puntilla esa la cual mucho jovenes de nuestro puerto dan de lado pues prefieres otras arenas como zona de baño, nosotros añoramo las casetitas de madera los chiringuitos murga, bar pepito (que paellas uhhhhh.) etc y sobre todo se vivia en familia, todos los años nos veiamos los mismo se conpartia los almuerzos, las meriendas las cenas, todo, en aquellos años que de nada sobraba en casa todo se compartia, años muy dificiles para todos pero felices, ahun recuerdo cuando mi tia, al cual todos los años cojia una caseta para la familia nos reuniamos los fines de semana toda la familia eso era una gran fiesta sobre todo por la noche para nosotros pues nos preparaban bajo los sombrajos unas camas con colchones de gomaespuma y pasabamos la noche, amaneciamos todos como pescadillas arinadas de arena y de levantarmos nuestro chocolate con pan y manteca colora y al agua, muy bonitos y muchisimos recuerdos de aquellos años que se nos fueron sobre todo la gran amistad y compañerismo que se vivia incluso con la jente que venia de fuera se hacia amistad y esa perduraba por años.

    bueno lo dicho viva mi puntilla, viva nuestros recuerdos y intentemos que esos perduren siempre para nuestros hijos y porteños venideros por siempre.

  7. Maria Jesus

    Jose Luis, no se si recuerdas a “Buchito” Este era un hombre muy afable , de unos -50 años. Pelo cano y rizado, con gafas. Desconozco si tenía alguna minusvalía, o enfermedad. .Su caseta estaba de frente al mar y cerquita del espigón. Te cuento, este entrañable personaje, tenia una retahíla ,durante su jornada diaria de playa. Iba de la caseta, al grifo, allí bebía su buchito de agua ,se mojaba los pies, y recogía un poco de agua con un tarrito. Cuando le parecía oportuno, se iba a la orilla se daba un paseo cortito, volvía al grifo mas cercano, hacia lo mismo (su buchito, se mojaba los pies y llenaba el tarrito)y de nuevo a la caseta. No se sentaba, se iba otra vez al grifo, pero de la ultima fila de casetas ,( las que daban a la carretera.) Así durante todo el día. No levantaba los pies, los enterraba y los arrastraba. Este hombre , esencialmente inocente , también forma parte de los recuerdos, de muchos portuenses .Cada verano nos alegrábamos de ver a “Buchito” Que seria de la Puntilla, sin estos personajes (mi máximo respeto).
    Saludos

  8. Rocio Naty Gutierres Blandino

    es nuestra playita . nadie tiene fotos de cuando estaban las casetitas?

  9. jose luis

    Para mi son recuerdos la caseta de Angel Albert, nos juntabamos ciento y la madre, y la madre de Angel encantada, luego venian los partidos de futbol, me puedo acordar de mas de 30 chavales(enteonces) q jugabamos espectaculares partidos cuando bajaba la marea, ya q empece por Angel Albert, sigo con sus primos Juani y Angel Mena, javier Tosar, los Munoz Bela (famoso liebre) , Ignacio el del Luz, Pepito Aparicio, Manolin(el del Corsario) y su inseparable amigo Pineda, Juani (barba) , Quino MIranda, diego (colico), Enquique(hermano del maño), Fernando Pasaje, Fernando Rivas, Ramon Beuzon (pegote), Feria, Villanueva(Barceló con el gol), Muñoz Repiso, Ignacio (el del Luz), los hermanos Romo, Lolete, Lua y Foncho(empleado del corsario), Manolo (el de los billares, excelente portero), Pepin (del horno de las cañas), Pepe Gomez (multilingue de Osborne, sabe hasta catalan), Gori Benjumeda(daba hasta en el carnet de identidad), Domingo Monge, Fernando Buigas (Buga)(el mejor expendedor de entradas de los toros,)Lolete, Murga, Rojita, Castro...nos lo pasabamos en grande, ojala alguno de los relacionados pudiera ampliar la nomina y ademas aportar recuerdos graficos de aquellos partidos memorables. Saludos desde Alicante de un nostalgico de aquellos tiempos de la puntilla, Cain

  10. Antonio L.

    Querio José Luis, el porteño nace donde le da la gana, y si te sientes del Puerto ¡Ole!
    He sentido mucha añoranza al leer tu artículo y me ha encantado ya que yo soy puntillero, y pasé en esa playa los veranos de mi infancia y fueron inolvidables.
    Recuerdo de ir a coger piñas y tostarlas en grandes hogeras en lo que es hoy el camping. También cogíamos "cagajones" de los burros de los arrieros para quemarlos en latas de colacao agujereadas y así ahuyentar a los mosquitos.
    Muchos recuerdos..., el arropiero de blanco nuclear, las apuestas para cruzar el canal, el marisqueo en la desafortunada playa "la colorá", las partidas de cartas bajo la sombra de un cañizo, los juegos de "la palmá", al rededor de un fangar charolí y charolá, los concursos de dibujos en la arena, el "loco" que llamaban Mª José que aparecía de vez en cuando profiriendo insultos al dictador y vivas al Rey, los paseos ilegales en los ejes traseros de los coches de caballos que cuando el cochero se daba cuenta de la existencia de algún polizón lanzaba el látigo hacia atrás y ¡vaya si picaba!, las madres haciendo el fregado en barreños después de las comidas, las sandías semienterradas en la orilla poniéndose fresquita, el bar chacón con su cartel pintado a tiza de "hay caracoles", el Murga, el bar playa, el bar Gonzalez, y como no el castillito dónde nos subíamos al techo las tardes calurosas en espera de hacer la tediosa digestión leyendo tebeos del Capitán trueno.
    La fila de casetas dónde estaba la mía éramos como una familia y años tras años siempre éramos los mismos, al terminar el verano siempre se organizaba una merienda con chocolate y riquísimos dulces de la desaparecida confitería "los ángeles" de la calle Luna.
    Entiendo que hoy sería inconcebible una puntilla de casetas pero aquella puntilla era para mi mejor que cualquier hotel de cinco estrellas....
    Querido José Luis desde aquí tu Puntilla te mando para Sevilla un poquito de poniente para que tus calurosas noches sevillanas sean más llevaderas.
    Un Saludo.

Deja un comentario