Saltar al contenido

4.413. Paseando con Rosa Mayo.

La playa mas portuense, la más popular, acogió aquel año de 2003 hasta bien entrado el verano muchos de mis paseos dominicales con la señora Mayo. Fueron charlas interminables en La Puntilla donde se tocaban todos los temas: la vida, la enfermedad, la muerte, el trabajo, los amigos, los desafectos, el amor, … Era un inventario de pensamientos y actitudes ante la vida de una mujer fuerte que, aunque minada por la enfermedad, se crecía para combatirla mal que nos pese. Incluso hablamos de mi negativa a escribir estas líneas si, llegado el caso, se produjera el fatal desenlace. Al final la enfermedad maldita ha podido con ella, no sin haberle plantado cara, para regalarnos durante algunos meses, de forma condensada e intensa, valores de elevada humanidad que perdurarán entre quienes la conocimos. | Foto: Jorge Roa.

Más portuense no podía ser quién, emigrada a Lyon (Francia), volvió con su familia a El Puerto de Santa María a integrarse en la vida de la Ciudad, luchando porque ésta avanzara desde todos los cometidos que desempeñó a partir de su regreso. Ligada al turismo desde siempre por su vinculación con ‘El Castillito’ de la playa de La Puntilla, se integró en el complejo hotelero de Puerto Sherry, para luego volar en solitario arriesgando como emprendedora.  Su empresa pasaría a ser una de las líderes en Andalucía en la organización de eventos –-especialmente para extranjeros-- en toda la comunidad autónoma, en los campos del turismo activo, las convenciones, congresos e incentivos empresariales.

Pero hay que poner de manifiesto que la incomprensión también anidó en el entorno de quién tanto arriesgó por el desarrollo turístico andaluz. En una sociedad machista como la nuestra, una mujer tiene que demostrar mucho más que un hombre su capacidad de trabajo, su competencia profesional, para poder encontrar y mantener su espacio en el mercado laboral y de negocios. Muchos conocemos las zancadillas que pretendidos amigos le pusieron en el camino, y muchos sabemos de la elegancia –-a veces la excesiva prudencia y el callar sufriendo en silencio-- con que resolvía esas situaciones. La señora Mayo padeció durante algún tiempo acoso profesional.

La señora Mayo era un prototipo de madre y empresaria, que tiraba con todo para adelante, y podía con todo, doy fe, con la eficacia de quien tiene las cosas claras, además de aclarárselas a los demás. Era una persona confiada y confiable que fue acrecentando su círculo de influencia por la solvencia de sus actuaciones y la validez de su palabra, toda una ‘rara avis’ en la sociedad en la que nos movemos, donde ya los apretones de mano apenas si tienen importancia.

| De izquierda a derecha, Juan Guerrero, Iván y Estefanía Guerrero Mayo y Vicente Serrano, presidente de OPC Andalucía, durante el XVIII Congreso Anual de Operadores Profesionales de Congresos de España, celebrado en El Puerto de Santa María el año 2005, en el que se le entregó un reconocimiento a la familia de Rosa María Mayo Garrido.

Gracias a ella conocí a personas importantes en mi vida; gracias a ella tomé conciencia o reforcé el pensamiento de que en la vida nada ni nadie es dueño de nada ni de nadie, que las cosas hay que hacerlas de grado o no hacerlas, que siendo uno mismo se llega a todas partes; gracias a ella muchas de las personas de su entorno aprendimos a valorar en su justa medida que una actitud positiva mueve lo inconmovible, y que hay que tirar para adelante porque vivir la vida merece la pena. Nosotros la viviremos en su nombre y en su memoria”.| Textos: José María Morillo.

| Este artículo fue escrito apenas unas horas después de conocer su fallecimiento, en aquellos felices días de septiembre de 2003, cuando el momento se vino a vestir  de luto por la ausencia de la querida Rosa.

 

3 comentarios en “4.413. Paseando con Rosa Mayo.

  1. Miriam

    Nunca podremos olvidarla los que tuvimos la suerte de tenerla a nuestro lado...pienso en ella y sonrío por que aún hoy le hablo como si me escuchara ...ha sido y es grande para muchos...
    Ejemplo de humanidad y enorme corazón...te quiero cuña....

  2. Estefania

    Pasan los años y no solo la familia la recordamos... ella tenia una gran familia de amigos que también la recuerdan dia a dia. Grande y única como madre!

    Son muchos los que te quieren y tw recuerdan siempre.

  3. Christelle

    Y que no falte...
    Los que no tuvieron la sûerte de conocerla, tambien oyen hablar de ella ?, mi Tata ... ?

Deja un comentario

- Al enviar este comentario estoy aceptando la totalidad de las codiciones de la POLITICA DE PRIVACIDAD Y AVISO LEGAL.
error: Alerta: Este contenido está protegido