798. IMPRENTA BOLLULLO. 50 años de buenas impresiones.

imprentabollullo_puertosantamaria

Antiguo taller situado en la calle Zarza. De izquierda a derecha, Francisco Bollullo,Antonio Graván, Enrique Domínguez, Juan Sánchez y Ramón Bollullo.

La Imprenta Bollullo, nació como consecuencia de una aventura empresarial de mi padre, Juan Luis Bollullo López y de un conocido, José Espinosa Temoret cajista de imprenta y antes policía municipal. José Espinosa, sabía de una imprenta en Cádiz que vendía parte de su maquinaria y utillaje.

enttintadoEn la imagen de la izquierda, entintando una galerada.

Mi padre, como persona emprendedora, se entusiasmó con la propuesta que el Sr. Espinosa le hizo de formar ambos una sociedad, en la que  éste sería el socio industrial y mi padre el socio capitalista. Con esta disposición nos presentamos un domingo por la mañana de finales de los años 1.959, en Cádiz en la Imprenta Atlántida, situada en la Calle Cánovas del Castillo, cuyo propietario era José Luis Sánchez Lassaleta, Rápidamente llegamos a un entendimiento y cargamos en un furgón todo el material, que relaciono a continuación:

Dos máquinas de imprimir de palanca marca ‘Boston’, una tamaño cuartilla y otra tamaño folio con tintero. Una guillotina marca ‘Krause’, de 61 cms. de corte, manual. Una perforadora de 40 cms. Una cosedora marca ‘El Casco’, mod. 65. Dos comodines de madera de 12 cajas. Comodín de madera de letras ‘versales’. Tipos de letras diversos, regletas, imposiciones, lingotes, capuchinas. Componedores, numeradores, etc…

chivalete_imprenta_puertosantamariaEn la imagen de la izquierda un Comodín de madera de letras versales o chivalete de 12 cajones, los cuales tienen  unos departamentos; en cada uno de ellos se colocan  letras mayúsculas,  llamadas versales, éstas letras que solían estar adornadas de orlas y arabescos, suelen emplarse a principio de versos o principio de capítulos.

Con todo esta maquinaria, algún material obsoleto, y una gran ilusión empezó la aventura empresarial de la Imprenta Bollullo a navegar en el mundo de las Artes Gráficas. Con idea de que los trabajos pudiesen salir con calidad, hubo que adquirir material nuevo, sobre todos tipos de letras, ya que los que teníamos estaban bastante deteriorados, dado que este material  se deteriora con el uso. La firma Richard Gans, S,A., una de las cuatro fundiciones tipográficas que existían en España en aquel entonces, nos proveyó de todo lo necesario para poder funcionar con la garantía de hacer un buen trabajo.

imprentabollullo2_puertosantamaria

Los comienzos de imprenta Bollullo, en la calle Zarza, 25.

MÉTODOS ARTESANALES.

El taller que montamos, en la calle Zarza 25, era de lo más modesto y artesanal. El trabajo y el esfuerzo físico que había que hacer con este tipo de maquinaria --si ustedes conocen algún taller de imprenta-- se lo pueden imaginar. Imprimíamos en máquinas de palanca a mano, el corte de papel se hacía en guillotina a volante, había que girar una rueda con un manubrio y entonces bajaba la cuchilla y cortaba el papel, con una precisión relativa. Empezamos haciendo pequeños encargos de tarjetas, facturas, cartas, octavillas publicitarias,  etc.,  que Espinosa aportaba por sus relaciones con determinadas personas, a las que fuimos haciendo nuestros  clientes.

galerada

Galeradas. Una galerada en imprenta es el fragmento de composición que cabe en una galera. También es la prueba sacada de esta composición para hacer sobre ella las correcciones oportunas.

plancha-y-caja-de-tipos

Plancha dispusta para imprimir y caja de tipos.

DIFERENTES SOCIEDADES MERCANTILES.
Estuvimos aproximadamente dos años asociados con Espinosa, acuerdo que finalizamos nosotros, estableciéndose dicho señor, después, por su cuenta. Por aquellas fechas, compramos a Escuelas Profesionales de la Sagrada Familia, una máquina de impresión rotoplana, marca ‘Marinoni’, que empleaban los Jesuitas en hacer los boletines e impresos para el noviciado. Esta máquina procedía  de la imprenta del  colegio San Luis Gonzaga, regentada por Ramón Grabán Gré.  Creamos otra sociedad con Fernando Bustillo Carrillo, sociedad que  él deshizo al poco tiempo, al preferir este señor  establecerse  por su cuenta. Mientras tanto mi hermano Ramón se había incorporado también a la empresa y poco a poco fue conociendo como funcionaba un taller de Artes Gráficas, mientras yo simultaneaba el trabajo de la imprenta en una empresa constructora.

imprentabollullo3_puertosantamaria

En la primitiva imprenta de la calle Zarza, 65.

Por  otra parte la experiencia que habíamos tenido con otros socios, no fue lo satisfactoria, que hubiéramos deseado, así que dijimos: ‘no más socios’. Así que contratamos a un Oficial Cajista de Primera, más tarde algún Maquinista y Minervista, algunos aprendices hasta que conseguimos ir haciendo una plantilla de la cual siempre nos hemos sentido orgullosos. Poco a poco fuimos entrando en gremio y relacionándonos en el sector de los impresores. Nombraron a nuestra empresa vocal de la Asociación Provincial de Empresarios de Artes Gráficas y cambiamos el nombre de la sociedad "Tipografía Bollullo" dado que todos los trabajos que hacíamos eran a base de trabajar con tipos de letras de imprenta.

tiposdeletras_imprenta__puertosantamariaEn la imagen, Caja de Tipos y  Componedor. Esta caja en una de las que ocupa el comodín o chivalete, y se compraban la cantidad de letras adecuadas para componer uno o dos folios. Se compraban en tamaños distintos, desde el cuerpo (tamaño) 6 hasta el 48. De cada modelo de letra, cada impresor adquiría las que podía según sus posibilidades. A mas modelos, mas posibilidades se ofrecían a los clientes. Imprentas hubo en la provincia de Cádiz que tuvieron hasta 30 comodines por 12 cajas, un total de 360 porciones (pólizas) de letra. La componedora es una herramienta que se utiliza para ir componiendo líneas o texto seguido.

componiendo_tipos_puertosantamaria

Componiendo textos usando regletas y lingotes. Se utilizaban para separar líneas de texto, por ejemplo, si el cajista estima que unas líneas están muy unidas, empleará regletas, o lingotes para hacer las separaciones adecuadas.

imprentabollullo_minerva_puertosantamaria

En la imagen una máquina Minerva, modelo Heidelberg, de la Imprena Bollullo, prensa de impresión tipográfica de pequeño formato, aunque existen algunas de doble folio. Minervistas se llama al trabajador que la maneja. Luego vendrían las Rotoplanas, máquinas, en general, para la impresión de formatos grandes, pues el pliego a imprimir se maneja, con más facilidad,  sobre una mesa inclinada, que llega a ser sujetado por unas uñas a un rodillo, en el cual se enrrolla el pliego, mientras la forma es la que se mueve y  "mancha " el papel.

LOS TIPOS DE IMPRENTA.
Para  que el visitador de esta página, que no conozca una imprenta a la antigua usanza, aclaramos que  los tipos de letras son barritas compuesta de plomo, estaño y antimonio. Cada barrita es una letra, número o espacio y de esta forma había que componer los textos. Existían tipos de letras desde el cuerpo 6 (aprx. 2,5 mms.) hasta el cuerpo 48 (aprx. 15 mms). Los tipos de letras mayores solían hacerse de madera. Estos materiales eran bastante costosos y de difícil amortización, por lo que la imprenta tradicional era un negocio de un resultado económico incierto.

CALLE CIELOS.
A primeros de Enero de 1.968, casi nueve años después de crear la primera imprenta, trasladamos no sin grandes esfuerzos el taller a la calle Cielos, 65. Adaptamos varias dependencia de esta finca para hacer unas instalaciones en un lugar mucho más operativo de las que disponíamos en calle Zarza.

alineaciondetiposEn la imagen   de la izquierda una composición de tipos. cuando el cajista compone una forma para imprimir: membrete de una carta, cartel o lo que fuera se coloca en una 'rama' --anillo rectangular de acero, que es la medida máxima de la máquina de imprimir--. Los espacios que se quedan libres sin tipos de letras se suplementan con las 'imposiciones' que fueron primero de aluminio y con el tiempo llegaron a ser de plástico. Tenían diferentes medidas parra poder ajustarlas al tamaño de la 'rama' y, a continuación, se apretaban con cuñas, todo perfectamente ajustado se colocaba en la máquina y... a imprimir. Artesanía pura. Otro artilugio son 'las capuchinas', unas guías que se colocaban en la 'cama' de la máquina  --cama es la parte de la máquina que llegaba hasta la forma--; se colocaban en ángulo recto, una en vertical y dos en horizontal. En ense ángulo, cuando el tímpano de la 'cama' se despegaba de la 'rama', el maquinista colocaba hábilmente el papel y... a imprimir.

imprentabollullo_roland200_puertosantamaria

En la imagen , podemos contemplar una imagen de una máquiena de impresión a offset, en concreto la Roland 200, que se encuenra en Bollullo.

En 1.972 empezamos cambiar el sistema de impresión de tipografía a offset, proceso que fuimos haciendo de forma progresiva hasta conseguir que, al cabo de algunos años, nuestra industria funcionase casi al cien por cien con las técnicas más actuales. En 1.980 construimos un nuevo edificio en el lugar que ocuparon las primeras instalaciones de la calle Cielos, trasladándonos de forma provisional a un edificio contiguo, en Cielos 67, y al que volvimos para albergar las nuevas instalaciones a las que dotamos de mejores medios y maquinaria, de acuerdo con la demanda de nuestros clientes.

EL EQUIPO HUMANO.
Resulta del todo imprescindible nombrar a las personas que, en principio nos ayudaron al montaje físico de  nuestra industria y que han cumplido ya cincuenta años de actividad. Su ayuda fue inestimable y les tenemos un  agradecimiento especial: Antonio Albaiceta Revuelta, José Martínez Cabrera y Vicente Utrera Caro. Y un agradecimiento de todo corazón a nuestro personal, o mejor dicho nuestros amigos los trabajadores de Imprenta Bollullo, que han sido nuestro mejor activo. En parte gracias a ellos somos algo en el mundo de las Artes Gráfica: Antonio Grabán Gré, Enrique Dominguez González, Manuel Martín-Arroyo Bocanegra, Francisco Bollullo Altamirano, Juan Sánchez González, Antonio Bollullo Altamirano, Manuel Bollullo Alvarez, Miguel Rosso Riverola, José Luis Prado Galán, Emilio Jaén Domínguez y Juan Rosique Oviedo.

imprentabollullo4_puertosantamaria

Trabajadores ya jubilados de la Imprenta Bollullo, a excepción de Juan, tomada en los años 90, de izquierda a derecha Enrique Domínguez, Juan Sánchez, Antonio y Manuel Martín-Arroyo. Los dos primeros aparecen en la primera fotografía que ilustra esta nótula.

imprentabollullo_plantilla_puertosantamaria

Plantilla actual de la imprenta. De izquierda a derecha, Juan Sánchez González, Margarita Bollullo Díaz, Juan Manuel Bollullo Díaz, Ramón Bollullo Estepa, Manuel Bollullo Álvarez, Ramón Bollullo Díaz, Juan Manuel Campanario Cornejo.

49067_100001634400214_7435_nLA FAMILIA
A mi hermano Ramón le agradezco, la dedicación que ha tenido dirigiendo como regente el Taller de Imprenta, las horas que ha invertido en el  trabajo son impagables. Desde primero de Septiembre de 2004, Imprenta Bollullo depende exclusivamente de mi hermano Ramón.

A mi padre, desearía ponerle un pedestal especial en la memoria de mis recuerdos, hombre con una preparación escolar escasa, pero siempre ávido de leer el Quijote y la biografía de Cristóbal Colón, emprendedor, trabajador, valiente,  honrado y amasador de ilusiones, que nos enseñó tanto a mi hermano como a mí, que lo más importante es el trabajo.

tintadeimprentaHemos sido considerados por parte de algunos portuenses e investigadores como fuente de información --porque así lo puso en la prensa un portuense hace años, criticando nuestra postura al redactar impresos que poníamos en demasía El Puerto de Santa María-- entre su documentación sobre cual es el verdadero nombre de la Ciudad, si lleva o debe llevar el artículo ‘el’  y sea nombrado Puerto de Santa María,  El Puerto de Santa María ó  simplemente El Puerto. (A la izquierda tinta de imprenta disponiéndose para su uso).

EL PAPEL DE LA IMPRENTA.
La imprenta era algo especial, un lugar donde se redactaba cualquier panfleto, catálogo o cualquier  impreso que pudiese ser leído o difundido. Formábamos parte de los medios de comunicación. Hoy es distinto, pero entonces, las paredes de  nuestra  imprenta, de cualquier imprenta, se podían decorar con esta máxima:

juanluisbollullolopez_puertosantamaria'Esta es una imprenta
adelantada de la información
cuna de la Libertad
clarín incesante del comercio.
Desde este lugar,
vuelan al mundo las palabras.
No para desvanecerse
como las ondas del viento.
Ni para morir como las olas
a la orilla del mar.
Sino para quedar fijas eternamente.
Está Vd., amigo, en terreno sagrado.
Está Vd. en una Imprenta'.

En la imagen de la izquierda, Juan Luis Bollullo López, fundador, junto a José Espinossa Temoret de Imprenta Bollullo, a finales de los 50 del siglo pasado).

(Texto: Francisco Bollullo Estepa).


20 comentarios en “798. IMPRENTA BOLLULLO. 50 años de buenas impresiones.

  1. Francisco Bollullo Estepa

    PARA CLAUDIO GARCIA PEREZ

    Estimado amigo: Gracias por el comentario que haces sobre Imprenta y Papelería Bollullo, que en los comienzos se llamó también Tipografía Bollullo. Que tiempos aquellos cuando tu padre venía a casa con sus sobrino, vendiendo los sobres de Vascongadas de Sobres y Bolsas de Tolosa, las planchas de ofset y los papeles de Surpapel. Guardo un grato recuerdo de tu padre en la Drupa de Dusserdolf de 1975, fue un gran vendedor. El amigo “Grabié”, como le decía su amigo Juan del Castillo, si no se hubiera dedicado al noble oficio de las Artes Gráficas hubiera destacado en el toreo o baile flamenco, ¡ que arte tenía ¡.

    Tanto tú, amigo Claudio como tu hermano habeis heredado de él, el arte de vender. Os deseo éxitos en vuestra empresa.

  2. CLAUDIO GARCÍA PEREZ

    Estimados: Ramon y Francisco Bollullos me ha sorprendido gratamente y he pasado un rato genial leyendo la Historia de Tipografía Bollullo, a vuestra empresa fuí de la mano de mi difunto padre Gabriel García Carrión que era representante de Vascongadas de sobres y Bolsa y Tomás Redondo a finales de los años 70. Yo soy la segunda generación y llevo más más de 35 años viajando suministrando papel y materiales de imprenta de la empresa que fundo mi padre Surpapel S.L., Estoy seguro que me conoces de sobra y quiero expresar mi gratitud por la amabilidad y profesionalidad que siempre habeis tenido para con vuestros proveedores pues el trato siempre ha sido intachable.
    Un fuerte abrazo.

  3. Cruz

    Muy bueno el repaso por la antigua imprenta, las fotos están genial y la descripción de máquinas y aparatos de impresión también muy buena. Felicidades

  4. JESUS MARTINEZ

    Felicidades!!! soy hijo de JOSE MARTINEZ CABRERA, gracias a nuestro padre seguimos la familia de impresores aqui en Mataró (Barcelona), gracias por acordaros de mi padre a el le ha hecho una gran ilusión, un abrazo muy fuerte y prometo que la próxima visita que hagamos al Puerto también hacer una visita a vuestro taller.

  5. bollulla

    Les doy la enhorabuena a los hijos de Ramon por llevar el apellido Bollullo tan alto , porque asi no habrá nadie en el puerto que no lo recuerde y suerte a las nuevas generaciones Bollullo, con eso de que el apellido lo pueden llevar las mujeres a lo mejor con Margarita no se pierde tampoco un saludo de una portuense que os aprecia ...

  6. Juan José Delgado (Jota)

    Acabo de descubrir este artículo, que bien merece aparecer ilustrando la historia reciente de nuestra ciudad. Escribo este comentario, en parte por, al ser conocido por la Casa Bollullo con el sobrenombre de Jota, sepan que es este mi comentario y no el de otro "Jota" que he visto en la lista. Pero sobre todo, escribo para expresar mi admiración a esta empresa, tanto en el campo de la impresión como el de la papelería. He de agradecer que se me haya permitido, mediante mis modestas relaciones profesionales con estos maestros de las artes gráficas, aprender y entender la seriedad de un oficio tan especial como a veces poco entendido. Agradecer no sólo tan digna trayectoria empresarial y profesional a Paco y a Ramón que hoy en día nos siguen ofreciendo, sino también el saber haber transmitido la responsabilidad de este legado a sus hijos, los cuales enriquecen la versatilidad de sus servicios.
    Consciente de que aún yo usaba pañales cuando ya los "Bollullo" imprimían aquellas hermosas etiquetas de vino, doy las gracias por dejarnos ser testigos del buen hacer a esta afamilia y a sus empleados.

  7. Antonio

    Enhorabuena por el artículo. Mi nombre es Antonio, soy nieto de Antonio de la Torre, como usted sabrá, los inquilinos durante muchos años de cielo 67, local donde según creo haber entendido tienen ustedes ahora la maquinaria.
    Me pregunto si tendrían ustedes la amabilidad de permitir la visita a mi madre (lili) y a mi tía Ana a dicho inmueble, donde se criaron y del que guardan tantos recuerdos.
    Si pudieran ponerse en contacto en caso afirmativo mi correo es jartostoy@hotmail.com

    Gracias por todo, un saludo.

  8. Maria Manuela Leal

    Javier, chiquiyo, que la velocidá no tiene ná que vé con er tosino… vamo que pa eso está Francisco Bollullo, osea pa escribí sobre lapapelería y tor elpapeleo que tendrá que remové y el porvo que levantá para pode contalo con mucho detaye. Hase mucho a?os que no voy a la papelería asin que solo conosco a su primo Francisco Bollullo Altamirano, un chavá mu bien presentao que estaba ayi to er tiempo y siempre me daba el cambio sinquivocarse ni una sola ves. Asin que no se de que niñas habla. A lo mejon esta confudío.
    Perdona hijo, la farta der tografia pero es que no se darle a un botón que se le da y que corrije to lo escribido. Hay un diccionario mu gordo que tiene toa la palabras, te lo digo paque busque toa la palabras rara que hay mucha con la interne.
    Maria Manuela Leal

  9. Ramon Bollullo Díaz

    Javier, disculpa por no poner una coma entre indómita y egocéntrica... ya puedes ir al diccionario sin marearte.
    Saludos.

  10. Javier

    Bueno, bueno y no olvidemos a las niñas de Bollullo que regentaban el mostrador de la Imprenta, daba gusto ir a encargar unas tarjetas de visita, solo por el placer de ir a verlas. Su trato agradable y educado hacian que la visita fuera grata para todos, te recibian y despedian con una sonrisa en la cara. La verdad es que da gusto volver al pasado y recordar como éramos antes y sobre todo con la sociedad en la que vivimos, que como bien dice Ramón, es indómitaegocéntrica, manipuladora e indolente. ( Por cierto la primera palabrota no se lo que significa, la he buscado pero no la encuentro)
    Un abrazo a todos
    Javier

  11. Juanita Payares Bollullo

    Ante todo, felicito a todos los componentes de la Imprenta Bollullo por haber cumplido 50 años en pleno funcionamiento como una empresa familiar, de la que se sienten orgullosos todos los que la hemos visto prosperar. Me encantó la descripción tan detallada y fenomenal de todo lo que conlleva una imprenta.

    Parece que fue ayer cuando mi tío Juan Luis Bollullo López, a raíz de un grave padecimiento que pudo haber sido mortal, y por recomendación del médico que le atendía, tuvo que abandonar su trabajo en el sector de la construcción. Cualquier otra persona hubiera optado por quedarse en su casa gozando de su jubilación. Pero no fue así porque tanto él como sus hermanos fueron personas que trabajaron afanosamente y se distinguieron por su dedicación y lealtad a quienes prestaron sus servicios. Además, Juan Luis Bollullo, aunque sufrió muchas adversidades, luchó hasta el final por el bienestar de su familia. Debo añadir que cuando sus hijos estaban en edad escolar, tuvo que sacar del colegio a su hijo Ramón para que le ayudara con el trabajo de construcción, mientras Paco pudo completar su formación profesional como delineante.

    Lo cierto es que cuando abrió el taller de imprenta en la Calle Zarza, ubicado en un cuarto pequeño de la casa en la que entonces residía, mi tío contó con su hijo Ramón desde un principio y a tiempo completo, mientras Francisco trabajaba como delineante. Luego, cuando la imprenta se encontraba ya funcionando exitosamente con Ramón llevando las riendas junto a su padre, su hermano Francisco se integró a la plantilla.

    No hay duda que fue un hombre emprendedor y que, contando con los consejos y colaboración de su hermano, Manuel Bollullo López, quien le asesoró y consiguió que obtuviera el encargo para imprimir las etiquetas de las Bodegas de Terry, estableció la Imprenta Bollullo de manera rotunda como empresa familiar.

    Espero que mis observaciones, sin “efectos especiales” sirvan para aclarar la duda de Jota y de quien no se acuerde o no sepa todo lo que impulsó a esta empresa.

    Por último, levantemos una copa (aunque sea con agua del grifo) y brindemos por la familia y el personal que componen la Imprenta Bollullo, y tengamos en cuenta que aunque se precise la tecnología avanzada y las nuevas maquinarias, es imprescindible el espíritu de solidaridad y fraternidad que ofrece al público esta empresa familiar.

    A Dios rogando, y con el mazo dando… he dicho y seguiré diciendo.

    Juanita Payares Bollullo

  12. CCA Centro Histórico

    Enhorabuena a esta familia de empresarios que han mantenido durante medio siglo con su buen hacer, profesionalidad y exquisita atención este negocio familiar, Imprenta Bollullo.

    Pero sobre todo felicitaros porque además lo hacéis desde esta unión familiar y esa conciencia por el trabajo, la dedicación y la humildad que os ha sabido transmitir vuestro padre Ramón.

    Un abrazo desde el colectivo de empresarios CCA Centro Histórico y desearos muchísimo ánimo Juan, Ramón y Margarita, ahora vosotros sois los encargados de transmitir a la siguiente generación todo esto y que le podáis dar la satisfación a Ramón Bollullo Estepa, persona sencilla y trabajadora digna de admiración por muchos de nosotros y que a la cual le deseamos que continúe por mucho tiempo "al pie del cañón".

  13. Miguel Sánchez Ivars

    Los claxon no sonarían cuando me tiro del coche frente a la Imprenta Bollullo para hacer un encargo si conocieran el talante gentil de los artistas que me atienden, que en 7 segundos y con 2 gestos, te saludan, te atienden, y te despiden con algún comentario relacionado con las cositas de este rincón.

    ¿qué les parece esta ruta?.

    Entre a la calle cielo por el arco de la Santísima Trinidad,
    busque complicidad en la mirada del Sagrado Corazón,
    de los buenos días a la familia Bollullo,
    inspire los aromas de churro y pescado de la plaza de abastos,
    pase despacito por enfrente de la Prioral
    y cuando llegue a la plaza de toros ......

    Un saludo amigos.

  14. Ramon Bollullo Díaz

    Gracias, Mario, por tu cariño y por acordarte de la siguiente generación, de la cual pertenezco junto a mis hermanos Margarita y Juan, de esta cincuentenaria empresa. Una empresa que contiene un pieza fundamental en la génesis, así como en ...la actual continuación de la misma, y creo que podría haber sido mejor situada y valorada en este artículo, como es Ramón Bollullo Estepa, nuestro padre. Un profesional como la copa de un roble. Una persona noble, generosa, humilde, sacrificada y trabajadora. Con unos valores dignos de tener en cuenta en la sociedad actual (indómitaegocéntrica, manipuladora e indolente), de los cuales sus hijos junto a su esposa y madre nuestra Conchi, intentamos seguir prolongando en el tiempo de este bonito arte. Él podría contar multitud de anécdotas y explicar mejor que ninguno las transformaciones sufridas en el tiempo de este gremio a su paso por nuestra querida ciudad, así como su actual concepto, donde las nuevas tecnologías han dado paso a la informatización. Y también recordar las millones de precintas cortadas y etiquetas realizadas en nuestros añejos talleres. Todavía guardamos técnicas que sólo podemos elaborar con la antigua maquinaria: relieves, rotulaciones, estampaciones, hendidos, perforaciones, troqueles, etc... Recuerdos de maquinarias que pasaron por su taller como fueron la cámara Agfa, el estudio de revelado, la insoladora y procesadora de planchas, la filmadora, etc. . En la actualidad contamos con una GTO 52 de Heidelberg, la Roland 200, hasta los actuales Macintosh, CTP (computer to plate), impresoras digitales,... Una maquinaria costosa de hacerse, mantenerse y de invertir en ella que con el esfuerzo de todos los que han formado, forman y formarán parte de esta pequeña/gran empresa que seguirá manteniendo la ilusión en continuar hacia adelante. Agradezco a Francisco Bollullo su artículo, también le perdono los lapsus quijotescos sufridos en el artículo, y aprovechando la ocasión me gustaría añadir varios trabajadores que formaron parte de la empresa familiar que se le han quedado en el tintero, como son José Fernández Villegas, Juan José Delgado, Javier Gandulla, Jesús Atienza Juan Manuel Campanario... y rectificar el pie de foto de la actual plantilla, en la que tres de ellas están jubiladas en la actualidad. Desde el día que empecé mi trayectoria profesional, junto a todos los que formamos parte actualmente de Imprenta Bollullo, S.L., nuestra intención no es otra que estar al día de las nuevas corrientes tecnológicas, así como seguir llevando la calidad y profesionalidad a todos nuestros clientes, para seguir dignificando esta noble profesión en un mundo tan competitivo. Agradeciemiento para mi abuelo Juan Luis que comenzó el proyecto (como otros tantos) y la continuidad desarrollada por mi padre desde sus comienzos como impresor. Saludos a todos los lectores de http://www.gentedel puerto.com

    Pd: Imprenta Bollullo, imprime tu idea.
    Pd: http://www.facebook.com/profile.php?id=100001634400214

  15. Mario Jaen Martínez

    Grandiosa familia. Grandes como empresa pionera en su sector en la ciudad y grandes como familia y amigos. Juan, Ramón y Marga, sabrán mantener lo que sus padres y abuelos supieron poner al frente. Estoy seguro de que nos quedan muchas generaciones de Bollullo en el mundo de la Imprenta de El Puerto de Santa María. Un abrazo hermanos!!

  16. LSA

    Paco, excelente descripción de una imprenta, cuando todo se medía en cíceros. Qué romántica --aunque bien cercana todavía--, aquella época de las cajas, los tipos, los componedores, las galeras, la prensa de pruebas, las Minervas, la guillotina de volante... Parece que fue ayer y, hoy, las Artes Gráficas no tienen nada que ver con esa verdadera artesanía. Hoy la informatización ha terminado con todo eso. Pero es preciso que las generaciones actuales conozcan cómo se imprimía el papel. Preciosa la máxima que citas: La imprenta es terreno sagrado.
    El ruido acompasado de la imprenta, el olor de la tinta, todo eso, oído y olido desde la calle, me recuerdan otros olores, al pasar: el del vino de las bodegas; el zumbido de la fábrica de harinas; el olor a resina y el sonido cortante de las sierras de la Aserradora Pastor, o el de las Aesrradoras de las cajas de pescado; o el olor a brea de la Bajamar...
    Has recreado el ambiente de una imprenta que te es familiar y que, al leerte se está oliendo la tinta y oyendo su rumor.

Deja un comentario