Saltar al contenido

4.274. Carmen Pérez Pascual. La gran desconocida

El nombre de la calle Santa Clara fue cambiado según acuerdo municipal de fecha 1 de marzo de 1933, por el de Carmen Pérez Pascual. Se quería reconocer así el agradecimiento de El Puerto de Santa María a esta bienhechora vinculada con la Ciudad, por las importantes donaciones realizadas a sectores desfavorecidos de la población y a obras culturales y religiosas. Su dos maridos estuvieron implicados en su obra benéfica y tras su muerte se creó la Fundación Pérez Bruschetti, que legaba una gran parte del patrimonio de la pareja  a las ciudades de El Puerto y Játiva. Pasó por muchas vicisitudes y desatenciones ese legado hasta que, con la llegada de Hernán Díaz a la alcaldía, se reactivó la ejecución de la parte portuense. | En la imagen Carmen Pérez Pascual | Museo Municipal | Restaurado en los meses de estío de 2019.

| La conocida popularmente como calle Santa Clara con los azulejos del nombre que figura oficialmente en el nomenclator municipal:  Carmen Pérez Pascual.

Este no pretende ser un artículo exhaustivo de Pérez Pascual, entre otras razones porque faltan una importante cantidad de datos y solo tenemos aproximaciones a su persona. Serán los investigadores e historiadores --si convienen que el personaje merece el estudio-- los que pongan luz a su historia y su memoria.

| En la imagen Vicente Fernández Rendón | Museo Municipal | Restaurado en los meses de estío de 2019.

Pérez Pascual, fallecida en 1921 era valenciana, maestra, casada con el farmacéutico portuense Vicente Fernández Rendón, al que conoció y con quien se casó --según declaraba el crítico de arte Francisco Arniz al periódico Andalucía Información en 1997--  en La Habana (Cuba), a donde había ido "a hacer las Américas".  Y poco mas se sabe de este matrimonio, salvo algunas de sus buenas obras de diversa índole, con El Puerto de Santa María y Játiva (Valencia).

| En la imagen, Atilio Bruschetti Mariotti, autorretrato pintado en 1925. | Colegio Atilio Bruschetti, en Játiva.

Casó en segundas nupcias con Atilio Bruschetti Mariotti (1858-1931), nacido en Bolonia (Italia) y desterrado, refugiándose en Játiva, donde se conocieron.  El segundo marido, miembro del movimiento teosófico en España, era un filántropo, avanzado para su época, escritor, abogado, músico... En Játiva, donde el matrimonio fijó su residencia, hicieron un sinfín de actos de beneficencia, culturales, de patrocinio... Luego vivirían en Barcelona, donde fallecieron ambos.

| Ángel de plata que remata las andas del paso de la Virgen de los Milagros, donado por Carmen Pérez Pascual en 1909.

En nuestra Ciudad habían donado una corona a la Virgen de los Milagros y el artístico ángel de plata que remata las andas del paso de la patrona. "El ángel tiene un tamaño próximamente de medio metro de altura, todo de plata; en la mano derecha lleva una palma que ondea sobre la cabeza de la figura y en la mano izquierda el escudo de la Ciudad en artística cartela también de plata, al respaldo de la cual se lee la siguiente inscripción: “Como recuerdo de su difunto esposo D. Vicente Fernández Rendón, natural del Puerto de Santa María, a la Virgen de los Milagros dedica este obsequio, Carmen Pérez Pascual. 1909.”

Eran, igualmente, socios protectores de la Academia de Bellas Artes. Donó a la Academia numeroso libros tales como 8 volúmenes de Frine; 16 volúmenes de la sobras del doctor Marden; o 12 volúmenes bajo el titulo Ciencias practicas de la vida, escritos por el propio donante, uno de cuyos ejemplares podemos ver en la ilustración de mas arriba.

Attilio Bruschetti, remitió en marzo de 1910 al maestro Francisco Javier Caballero Maldoqui, una “Gavota”, una “Polka oriental” y una “Marcha salvaje” para piano, así como un  "Ave María" del mismo autor, para violín, a solo, tenor y órgano

| Cuadros donados al Ayuntamiento. | Archivo Municipal.

En el testamento que otorgó Carmen Pérez Pascual en 1918, donó una serie de cuadros, entre los que encuentran el suyo y el su primer marido Vicente Fernández --emparentado con importantes familias portuenses--, así como otros de diferente factura, que permanecieron en la Academia de Bellas Artes. Además, uno de los cuadros es de Bitti realizado sobre 1624 y otro de la Virgen del Carmen. Fueron depositados en la Academia en enero de 1922,

Y lo más importante, un legado con el que se constituyó la Fundación Pérez-Bruschetti, cuyos beneficiarios eran las ciudades de El Puerto de Santa María y Játiva.

Muchas vicisitudes vivió el funcionamiento de la citada fundación, y diferentes desacuerdos de nuestro ayuntamiento con el ayuntamiento valenciano, por el irregular reparto de los bienes y réditos del legado. Unas veces por desidia, otras por lo farragoso del papeleo que se fue olvidando con los años.

| Edicto firmado por Luis Caballero | Archivo Municipal.

Queda constancia en los archivos municipales el reparto en metálico que se hacía a las personas con problemas de ceguera, que eran atendidos con una asignación otorgada por el Ayuntamiento, en la administración de los bienes de la Fundación. 

El que fuera archivero municipal hasta su reciente jubilación, José Ignacio Buhigas, redactó en octubre de 1983 un documento de 18 páginas, donde hacía un resumen de lo actuado con la Fundación en ambos municipios. El ayuntamiento valenciano escribía al portuense aquel año para canalizar los frutos del legado, pero fue poco el interés mostrado y se tardó en contestar. Esto nos recuerda la hemeroteca:

Escribía Soledad Duro en 'Andalucía Información': "Entre la documentación descubre que el matrimonio había dejado sus bienes a ambas localidades con fines benéficos, todo al cincuenta por ciento. A la muerte de Attilio Bruschetti Mariotti el patrimonio estaba formado por 750.000 pesetas en metálico; 45 acciones del Banco de España; una anegada arrocera denominada el huerto del Carmen, que fue vendida para realizar una serie de accesos a Játiva; 31 anegadas en Berrifort; 14 anegadas en Pinto; 33 anegadas en Puig; otras 54 en Meses; 24 en la partida de Vila; 28 anegadas en Carrascal (Torre de Lloris) ; otras 20 y 137 brazas en Foeies Veies; 18 anegadas y 118 brazas también en la partida de Puig; 6 anegadas y 28 brazas en el huerto del Carmen y 110 títulos de deuda perpetua interior del Estado. A todo ello hay que sumar una finca en la calle Aribau, donde se levanto un cine con el nombre de esta vía pública, situado en Barcelona; y otra finca en el inicio de las Ramblas, en la Plaza de Cataluña, donde hoy día se ubica la Banca Mas Sardá."

Teresa Almendros, escribía para Diario de Cádiz en 1997: "Los primeros documentos sobre la Fundación datan de febrero de 1933, cuando son leídos en un Pleno Municipal los testamentos de Carmen Pérez y Attilio Bruschetti. En ello se cede a los Ayuntamientos de El Puerto y Játiva los beneficios procedentes de la explotación de una serie de fincas ubicadas en la localidad valenciana y una casa en las Ramblas de Barcelona. Las rentas de estas propiedades debían ser repartidas equitativamente entre las dos ciudades para satisfacer con ellas las necesidades de los pobres, y especialmente de los ciegos, así como para subvencionar a entidades benéficas y para cubrir gastos en caso de calamidades. También se contemplaba como posible inversión de estos fondos las necesidades y mejoras de las dos ciudades.  Hasta El Puerto llegó el dinero procedente de la Fundación durante muchos años quedando constancia de ello hasta mediados de los años ochenta. Por ejemplo en 1942, se destinaron a la ciudad 13.510 pesetas, 8.800 en 1947, 10.000 pesetas en 1950, o 38.000 pesetas en 1961"

| El Centro de Día que lleva el nombre de la fundación Pérez-Bruschetti, en Játiva.

No sería hasta la llegada de Hernán Díaz Cortés a la alcaldía, en 1991 cuando éste volvió a reactivar y defender los intereses de El Puerto, junto y frente a los de Játiva. El consistorio portuense logró que se destinara una importante partida de la citada fundación a nuestra Ciudad, con la que se compraron viviendas donde alojar a personas desfavorecidas y algunas otras cuestiones de menor calado. Mientras en Játiva, importantes obras sociales llevan el nombre del benefactor boloñés --y el patrocinio--, un colegio, el Centro de Alzheimer y otras entidades culturales.

Hemos intentado averiguar en que estado se encuentra la administración de este legado con respecto a El Puerto de Santa María, sin mucho éxito dado que la tarea requiere un dedicación de tiempo importante. Le corresponde al Ayuntamiento, averiguar y mantener el mejor uso del legado, aunque en la actualidad no hemos conseguido saber en que situación se encuentra el mismo y si continúan activas las políticas sociales. Sería de interés publico que volvieran a poner en valor la Fundación, para beneficio de los más desfavorecidos portuenses. | Texto: J.M. Morillo-León.

| Estado en el que se encontraban los lienzos de Carmen Pérez Pascual y su primer marido, el portuense Vicente Fernández Rendón, antes de su restauración el verano de 2019, por Ramón Villar, Lola Caballero y Paola Copano, coordinados por el restaurador del Museo Municipal, Juan José Delgado Aguilera. | Foto: Museo Municipal.

| Nuestro agradecimiento a la Academia de Bellas Artes Santa Cecilia, Archivo Municipal y Museo Municipal, por la colaboración prestada para la elaboración de esta nótula.

1 comentario en “4.274. Carmen Pérez Pascual. La gran desconocida

  1. Manuel Gago Fornell "Chuchy"

    Como casi todas las cosas que dependen del ayuntamiento se perderán "como lagrimas en la lluvia".
    ENHORABUENA A QUIEN ESCRIBE LA NÓTULA.

Deja un comentario

- Al enviar este comentario estoy aceptando la totalidad de las codiciones de la POLITICA DE PRIVACIDAD Y AVISO LEGAL.
error: Alerta: Este contenido está protegido