Saltar al contenido

4.799. Alan L. Lacey Raposo. Hotelero

Alan Luis Lacey Raposo nació el 21 de marzo de 1989 en el hospital de Chertsey, al sur de Reino Unido en el frondoso condado de Surrey. Es nieto de Carmen Brotón García, e hijo de Josefa Luisa Raposo García ‘Penny’ y de Alan Lacey. Penny, es la hermana más pequeña de una familia portuense de 11 hermanos. Co dirige el establecimiento de hostelería junto a su familia, siguiendo el modelo de Bed and Breakfast, Casa Número 6, en la calle San Bartolomé, evolucionando desde una pensión a un establecimiento elegante en el centro de la Ciudad. Es Graduado en Ciencias Políticas.

1989
El año de su nacimiento, 1989 era alcalde de la Ciudad el socialista Juan Manuel Torres Ramírez y la Ciudad tenía 63.714 habitantes. Juan Lara pinta el que es considerado el cartel mas paradigmático de la Feria. El actual rey de España, Felipe VI, participaba en la VIII Semana Náutica Internacional. En diciembre, un policía municipal muere electrocutado cuando trató de salvar a un grupo de familias aislada en la inundación de la barriada de Los Madrileños.

| La antigua estación del Puerto de Santa María en el año 1989 | Foto: Eduardo Sánchez Solano.

Jesús González Beltrán publica su libro “Abastecimiento de agua en El Puerto de Santa María del siglo XVIII. La obra de la fuente’. Aquel año desaparece del diccionario de la Real Academia de la Lengua el gentilicio ‘porteño’ para hacer referencia a los naturales de nuestra Ciudad, pero tampoco el de ‘portuense’ aparece en dicho diccionario adjudicado a los naturales de El Puerto.

| Carmen Brotón García, la abuela de Alan, que vivía en la calle Mazuela.

Los padres de Alan Luis
Su padre fue uno de tantos ingleses que llegaron a El Puerto de Santa María en 1979 para arrancar el Casino Bahía de Cádiz. Tras realizar unos cursillos de croupier, Penny se incorporó a la plantilla donde ya se conocieron y, según sus palabras, “fue amor a primera vista”. Desde entonces no se separaron: en 1981 celebraron su boda en la Iglesia Prioral de El Puerto y ese mismo año se marcharon juntos a trabajar en el casino de Bagdad, en pleno régimen de Saddam Husseín,

| Boda de sus padres: Alan y Penny en la Iglesia Mayor Prioral.

Alan Luis tiene un sólo hermano, Patrick Sean, que nació casi dos años más tarde también en Reino Unido. A pesar de ser profesional de la psicología, dada la complicada situación laboral a la que se enfrentan muchos graduados andaluces, Patrick decidió buscarse su futuro en Reino Unido y actualmente vive y trabaja como Psicólogo Clínico en Southampton (de cuyo puerto partió el Titanic) junto a su compañera griega Mersa y su hija Irida.

Infancia en el Reino Unido y regreso a España
Aunque sus padres trabajaban en Londres, quisieron buscar un sitio más agradable para criar a sus hijos y alquilaron en pueblos del extrarradio, inicialmente en Weybridge, para poco después mudarse a otro pueblo cercano, West Byfleet. Allí encontraron y compraron su primera casa en la calle Woodlands y escolarizaron a Alan Luis en el colegio católico de Los Maristas, donde haría sus primeros amigos. | En la fotografía, los padres y hermano de Alan Luis.

Cada verano viajaban a El Puerto alojándose muchas veces en casa de la abuela Carmen en la calle Mazuela, en pleno barrio alto. Cada verano se convertía en una aventura en la que se alejaba de la burbuja protectora de Reino Unido y disfrutaba de la libertad que podían tener los niños y niñas en las calles de El Puerto. Alan recuerda especialmente aquellos días jugando al futbito en la calle Mazuela o dando vueltas por el campo de su tía en Cantarranas, tirándose de la cuesta de arena al otro lado de lo que hoy es la autovía para Rota.

Buscando hacer un Bed and Breakfast en El Puerto
Entre los viajes, la charla en español de la madre y las clases que empezó a dar en West Byfleet, se aseguraron de que mantuviese el idioma siempre presente. En 1997 y tras la muerte de su abuela inglesa, Nancy, la familia decide vender la casa y hacer un cambio total. Vendieron su casa en West Byfleet y volvieron a El Puerto, para buscar una casa que puedan restaurar y empezar un negocio con la idea del Bed and Breakfast típico inglés en mente. Durante esta etapa estuvieron tanto en la calle Mazuela como en el piso de sus tíos Juan y Paqui en la calle Cruces, hasta que finalmente dieron con la casa de sus sueños, en calle san Bartolomé 14.| En imagen, la Casa Número 6, durante la reforma para adaptarlo a alojamiento.

El colegio y los estudios de restauración gastronómica
Tras llegar a El Puerto, Alan Luis entra en el colegio SAFA San Luis, donde rápidamente hace muchos amigos y amigas y termina de aprender el idioma. A pesar de ser buen alumno durante la primaria, la ESO no se le dio igual de bien. Pero como siempre el sistema educativo y la vida dan segundas oportunidades, Alan Luis saca su Título de Graduado en ESO a través de la prueba libre y accede a un ciclo Formativo de Grado Medio de Cocina y Restauración en el IES Pintor Juan Lara. Al acabar realizó sus prácticas en el restaurante Botánico de Granada y comenzó una década de dedicación profesional al mundo de la hostelería, pasando por lugares como Londres, Copenhague o Courchevel 1850 en la región de los Alpes franceses, hasta volver a su querida ciudad de El Puerto.

| Alan Luis, en el Grado Medio de Cocina y Restauración del IES Juan Lara.

Llega la crisis de 2008
Mientras trabajaba en Londres estalla la crisis económica del 2008, presenciando el hundimiento de grandes cadenas históricas como Woolworths o el cierre de numerosos restaurantes en la capital. Durante esta etapa además sus padres se vieron obligados a emigrar y buscar trabajo en Reino Unido para evitar perder el negocio y su casa. Estas realidades van incidiendo en cómo Alan veía el mundo, que junto con eventos históricos como la primavera árabe o el 15M en España hace que comience un nuevo proceso de toma de conciencia del sistema en el que vivimos.

| Alan participa como voluntario en la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR)

Graduado en Ciencias Políticas y Voluntariado
Decide realizar la prueba de acceso a la Universidad para mayores de 25, aprobando y accediendo al Grado en Ciencias Políticas en la UNED, para entrar el año siguiente en la Universidad Pablo de Olavide y continuar sus estudios en este mismo Grado, trasladándose 4 años a Sevilla para finalizarlo. Durante estos años, aprovecha al máximo la oportunidad universitaria, participando como voluntario en la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) así como en diferentes cursos y seminarios, sin dejar de participar activamente en la vida política y movimientos sociales tanto de Sevilla como de El Puerto. Finaliza su Grado Universitario en Ciencias Políticas en junio de 2020, obteniendo matrícula de Honor en sus prácticas realizadas en CEAR y elaborando el trabajo de fin de grado sobre la regeneración del casco histórico portuense que culminaría con la presentación de un informe para la plataforma Revive El Puerto.

Ese verano, gracias a su buen expediente universitario obtiene una plaza para estudiar un Máster Universitario en Ciudades Sostenibles en la King’s College de Londres, estudio que realiza en el curso 2020/21, trasladándose a vivir a Londres para cursarlo. En el verano de 2021, realiza su Trabajo de Fin de Máster eligiendo como tema de estudio los cuidados en las ciudades, centrándose en la ciudad de Cádiz.

| El padre de Alan, arreglando la azotea al principio de hacerse con la propiedad del inmueble.

Como surge el alojamiento 'Casa Número 6'
Alan y Penny, llevaban años dándole vueltas a la idea de tener su propio Bed and Breakfast que era un concepto de negocio clásico inglés, que sigue existiendo en algunas ciudades, pero sobre todo en los pueblos. Cama para dormir y desayuno al día siguiente. Penny siempre había querido volver a El Puerto para poner de su parte e intentar devolverle a su pueblo parte del esplendor que había ido perdiendo con los años. Tras tiempo buscando y viendo numerosas viviendas, dan con la casa en San Bartolomé 14 en 1998, una casa colonial del siglo XVIII que pertenecía en ese momento a la familia Varela.

| La azotea de 'Casa Número 6' en la actualidad.

De los Duques de Medinaceli a los O’Neale
La casa se construyó en parte de los jardines originales del palacio de los duques de Medinaceli, en 1750. Fue la casa del primer hijo español de Patrick O´Neale, bodeguero irlandés que llegó a tener bastante poder en la Ciudad, llegando a ser nombrado noble por Carlos III. Cuando Alan y Penny la adquieren había sido durante muchos años una casa común de vecinos, en la que cada planta era habitada por una familia, pero para entonces llevaba ya tiempo abandonada y vacía, encontrándose en un estado bastante deteriorado. Desde entonces empezaron a perseguir su sueño mediante un proceso de restauración, reforma y cambio que duraría años con muchísimo trabajo, esfuerzo e inversión económica detrás.

Todo sería finalmente recompensado cuando abrieron sus puertas al público como pensión con el nombre ‘Casa Número 6’, número que tuvo la casa muchos años atrás y del que aún conserva la placa original en la fachada. Durante mucho tiempo la casa funcionó muy bien, gracias al apogeo del turismo en la zona y el constante trabajo de los dos, encargándose inicialmente de todo, desde limpiar las habitaciones día a día, a mantener la casa o planchar las sábanas. Durante esta etapa hicieron numerosos amigos entre sus clientes habituales, algunos siguen viniendo más de 20 años después y lograron constituirse como una de las pensiones modernas innovadoras en el centro de la Ciudad. | Foto: Google Maps.

Entre el apogeo y la crisis de 2008
Pero llegó la crisis y se vieron obligados a emigrar para mantenerse a flote, llegando la casa incluso a pasar algún año completamente cerrada, ya que no había quien la llevase viviendo los dueños y los hijos, tanto Alan como Patrick, fuera de la Ciudad. Con tiempo y un nuevo esfuerzo económico por parte de Alan y Penny, de nuevo invierten en la casa para reflotarla y convertirla en lo que es hoy, una Pensión Boutique.

| Salón de 'Casa número 6'. Detalle.

Tras la última reforma, la casa adquiere su espectacular aspecto actual, cuyo patio es digno de visitar ya que ha sido ganadora en varias ocasiones del concurso de la Fiesta de los Patios portuenses, convirtiéndose en un espacio donde se han celebrado ya todo tipo de actos culturales, desde conciertos, presentaciones de libros, teatro, entrevistas o actos políticos, además de hospedar a numerosos clientes, siempre con el apoyo de su empleada y amiga Olga García, natural de El Puerto, que les ha acompañado en este camino en los últimos años.

| El patio de la 'Casa Número 6' ha resultado ganador en varias convocatorias de la Fiesta de los Patios.

Después de 12 meses de pandemia que ha golpeado fuertemente al sector hotelero, la ‘Casa Número 6’ cuelga el cartel de completo en el verano de 2021, siendo regentada por Alan mientras Penny continúa trabajando en Reino Unido.

Activismo político
Tras la irrupción del 15M en la esfera social y política de nuestro país, aumenta el interés de Alan por la política y el activismo social. Con el auge de Podemos en 2014, Alan se acerca a algunas de las asambleas de Podemos El Puerto que tienen lugar en La Gobernaora, y posteriormente en su sede actual de la calle Zarza, conociendo a muchos compañeros y compañeras con los que en seguida entabla amistad, debates e iniciativas políticas y sociales. Conoce entonces a la portuense Noelia Vera, actual diputada de Podemos por Cádiz y Secretaria de Estado de Igualdad y contra la Violencia de Género, con la que participa activamente en diferentes campañas e iniciativas. A la vez, Alan fue creando también una mayor conciencia andalucista a medida que estudiaba y aprendía más sobre el pasado de su tierra y continuó participando en Podemos Andalucía que más tarde, tras el proceso interno de Marea Andaluza, pasó a ser Adelante Andalucía.

| Con Noelia Vera, Secretaria de Estado de Igualdad y su amigo Daniel Galán.

A nivel local, Alan participó activamente en la construcción de Adelante El Puerto, incluyéndose simbólicamente en la lista que se presentó en las elecciones municipales. Hoy continúa colaborando con Alejandro Gutiérrez, portavoz de esta formación y gran amigo y colabora de forma independiente dentro de Adelante Andalucía. A día de hoy, nunca ha cobrado un sueldo por su activismo político, entendiéndolo siempre como un acto voluntario para cambiar y mejorar la sociedad y jamás como una profesión.

| Alan Luis, durante una manifestación del 4 de Diciembre.

Además de Podemos y Adelante, en El Puerto ha participado en la que fuera la Plataforma Cultural Portuense, que buscaba mejorar las actividades culturales en la ciudad y apoyar a los diferentes colectivos que existían. En la actualidad es socio de la asociación Betilo y en la plataforma Revive El Puerto como hostelero por el negocio familiar. Fuera de El Puerto ha participado activamente como voluntario en la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR) en Sevilla y durante esta última etapa en Londres ha colaborado con el grupo de Extinction Rebellion de Richmond y ha estado muy involucrado en la campaña para las elecciones de Londres de 2021 del Womens Equality Party, un partido que busca extender el feminismo por Reino Unido, ya que tras la fuerte irrupción del movimiento feminista en el 8 de marzo de 2018, su conciencia feminista, como la de gran parte de la ciudadanía, fue en aumento.

| Alan y su compañera Marta y unos amigos en el Parque de Los Toruños.

El futuro de El Puerto
Sobre el futuro de El Puerto, Alan Luis afirma que “--Desde mi perspectiva y como experto en ciudades sostenibles, es cierto que no vamos por el buen camino, por desgracia hemos tenido una serie de gobiernos locales que no han querido entender los fallos del modelo de ciudad que hemos ido heredando, pero eso no hace que pierda la esperanza. Por suerte en El Puerto contamos con diferentes organizaciones y colectivos que empujan para que las cosas se hagan mejor, desde el increíble trabajo de plataformas como la de Revive El Puerto a otras históricas como Ecologistas en Acción que son verdaderos ejemplos de que desde fuera de las instituciones se puede lograr muchísimo”.

| Una habitación de la Pensión Boutique 'Casa Número 6'

Y continúa: “--Es muy importante lanzar el mensaje de que podemos hacer las cosas mejor, podemos construir una ciudad que sea apta para todos y todas y no necesariamente se tiene que hacer desde el Ayuntamiento. Estamos a tiempo de evitar que sigan destruyendo nuestra ciudad y nuestro entorno y no convertirnos en la Magaluf de la Costa de la Luz. Yo confío en que la gente de El Puerto es valiente y sabremos salir adelante apoyándonos y construyendo las soluciones desde lo colectivo, como hemos hecho siempre desde nuestros barrios y de forma común. Ya va siendo hora de recuperar la Ciudad para que podamos vivir aquí los portuenses, no sólo la gente de fuera, queremos turismo, pero de calidad y todo el año y para eso necesitamos un cambio estructural”.

| Alan Luis, con su padre y su madre, en imágenes recientes.

Aficiones
Entre sus aficiones se encuentra leer y mucho mucho sobre debates actuales políticos, investigar y descubrir nuevas temáticas. Hacer deporte y sobre todo coger la bicicleta y correr. También disfruta conociendo lugares nuevos y su historia. Su gusto por la cocina no lo pierde a pesar de haber dejado ese ámbito de trabajo, le encanta descubrir nuevas recetas y explorar toda la cocina, especialmente las comidas tradicionales de Andalucía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

- Al enviar este comentario estoy aceptando la totalidad de las codiciones de la POLITICA DE PRIVACIDAD Y AVISO LEGAL.
error: Alerta: Este contenido está protegido